Buenos días Marruecos “En marruecos, gobernar es llover”

0

 

 

La frase es del mariscal Lyoutey, un buen conocedor de Marruecos y de sus usos y costumbres así como de su población, su forma de ser y su manera de actuar.

Pero aquí solo nos sirve de colofón. Allí va el tema: va a llover y va a nevar en todo Marruecos a partir del lunes. Es decir: mañana. Lo que, para los marroquíes, tras el espectro de la sequia constituye una excelente noticia.

Pero más allá de su carácter puramente meteorológico, la lluvia en Marruecos apacigua los ánimos, cambia las mentalidades y cambia, como solemos decir en este blog y en este sitio web, los problemas en soluciones y no soluciones en problemas.

Es decir: que se los digo yo: habrá gobierno. Habrá comprensión y habrá satisfacción a punta pala. Se va a acabar el tira y afloja y todo el mundo o la mayoría van a preferir las soluciones a los problemas y no problemas a soluciones.

Yo no sé si Benkiran lo sabe o no. Pero con la lluvia va a prescindir de Akhannouch y de todos sus estrategias, planes y visiones para el futro gobierno. Habrá un feliz desenlace porque el país no puede quedarse sin gobierno ni tampoco con un gobierno de chapuzas.