Buenos días Marruecos Gdeim Izik: Politizar lo que es éticamente “impolitizable”

0

 

 

 

Las familias de las victimas de Gdeim Izik denuncian a las seudo organizaciones internacionales de derechos humanos que se han atrevido a “honorar” a los asesinos que mataron salvajemente, profanando sus cadáveres a 11 personas en lo que, los verdaderos de la paz y de la justicia consideran uno de los peores actos de la historia del crimen.

La asociación de las familias y amigos de la victimas de Gdeim Izik se preguntan hoy ¿Cómo se puede pretender ser una organización de derechos humanos y defender a tan viles criminales?

Mohamed Ait Aala, padre de una de las 11 víctimas atrozmente masacradas no logra comprender tanta hipocresía y tanta geometría variable.

Otro pariente de víctima, Ahmed Atertour, que es presidente de la Coordinación de las familias y amigos de las víctimas, explicaba ayer en las páginas del diario “Assabah”, citado por “Le360” que la vida de los próximos de las personas asesinadas aquél siniestro día se ha transformado en un verdadero calvario ante tantas mentiras y tantas tergiversaciones de los hechos respecto a su difunto hijo.

Ellos, los demás y todos debemos esperar a este tipo de bajeza.

¿Cuándo han sido justos? Muchos cabecillas de estas organizaciones lo heredaron de sus padres o de sus abuelos en el curso de los últimos 41 años. Pero hoy, como ayer Marruecos es un país soberano, mayor y vacunado

¿Derechos humanos? ¿Qué humanos? La justicia es una e indivisible para todos. Y la justicia marroquí reputada por su equidad y su imparcialidad no puede ni debe dejarse influenciar por esta manipulación como no se había dejado durante los últimos 41 años.

En este orden de ideas, cabe recordar que, por más que se trate de dar un carácter político a lo que no lo tiene ni éticamente lo debe tener, se va a tratar de un juicio de derecho común, de asesinos con flagrantes delitos y tratados conforme a todos los derechos y leyes internacionales y nacionales.

Y aquí estamos, desde hace más de cuatro décadas, como una solida montana ante la impostura de los que no obran por móviles humanitarios porque para ellos todos los “moros” son iguales no asi los comercios en Tndouf y con los artistas en malversar y robar la ayuda humanitaria internacional.