Campamentos de Tindouf Incertidumbre Khalil R’Guibi

0
campamentos de Tindouf o la gran estafa del régimen argelino

 

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, internada hace 11 meses en un hospital de Nuakchot, antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… preferente y casi exclusivamente con una Ínfima parte de los saharauis.

En los campamentos la gente se pregunta sobre su destino. la impresión general es que la “Aventura” ha llegado a su fin. El espejismo se desvanece y sus diseñadores se dan a la fuga, anticipando a sus familias.
En estos campamentos ya nadie cree que puede surgir el milagro. “No son tiempos de milagros, menos aun en esta difícil situación en todos nos evitan” recalcaba un anciano al decirle que el Polisario aun tiene “sorpresas”. “La mejor sorpresa es la que nos vamos a llevar nosotros cuando mañana nos digan en la Unión africana que la RASD o bien se incorpore a Argelia o a Marruecos”.
Baba Cheikh se refería a lo que debería ser el próximo referéndum.
El Polisario se queda solo, hasta los argelinos dan la impresión de “estar muy molestos”. Ni la represión, ni las mentiras, ni las promesas incumplidas ni las fanfarronadas impresionan aun. La gente quiere irse. “Basta ya, van 2 años de pesadilla. Todos los días nos prometen algo y aquí estamos comiendo de las limosnas”.
Nunca antes, nadie se había atrevido a criticar al mentor argelino. Ya son tiempos remotos. Todos le acusan de todo y todos le prometen una venganza que “no espera”.
La gente se ha cansado. Abiyán fue la gota de màs…
 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here