Crónica desde Tindouf El papel de España en la agravación del drama Assa-Zag: Khalil Rguibii

0

Antes de abordar esta, espero, primera crónica, debo dejar dato que, muchos, como ramadán Ould Ness con quien trabajé durante años en el “circulo diplomático” en Adis Abeba en la difunta OUA, van a comprender:

Insisto pues, en que no importa cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana , internada en un hospital en Nuakchot antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia sigue en los campamentos argelinos de Tindouf.

¿Por qué el papel de España? Porque sin España y sus asociaciones de la seudo solidaridad con su “pueblo saharaui”, la tragedia de las poblaciones de los campamentos nunca hubiera podido durar tanto… ni siquiera con el apoyo argelino.

Yo he pasado 27 años en los campamentos, habiendo llegado a ser un diplomático de “alto rango” de la RASD antes de “caer en desgracia” gracias justamente a una asociación española. Os lo cuento:

En una de sus visitas a los campamentos, simpaticé tanto con el presidente de una de estas asociaciones que me ha inspirado confianza. Tanto que le revelé los secretos de los campamentos y los dictatoriales métodos de la cúpula del Polisario. Menos de 3 horas después fue convocado y 50 minutos más tarde fui a parar con mis huesos en la prisión de Raboni, donde pasé 4 anos, 3 meses y 5 días. Fue justamente por intervención del actual “presidente” Brahim Ghali como salí con la firme promesa de no volver a “contar cosas de la casa a los extranjeros”.

En la prisión y en el curso de mis contactos con algunos miembros de estas asociaciones llegué a descubrir la envergadura del comercio sucio de estas asociaciones en asociación con algunos miembros de la dirección del Frente.

Ni solidaridad ni sentimientos humanos. Negocios y cuando más duren mejor.

Debido a lo cual, no exageraré si dijese que España, en el problema del Sahara, asume mayor y más grave responsabilidad que Argelia.

(Continuara)