La « Gran Tánger » y la « pequeña Mdiq »

0

M.Gharbi.-Redacción de Tánger

Infomarruecos/Conacentomarroqui

      La primera cosa que llama la atención de los  visitantes de la ciudad de Mdiq (14 Km al norte de Tetuán), además de ser una ciudad muy limpia, es seguramente estos hermosos puentes en blanco y azul instalados en la avenida principal que permiten a los peatones atravesar el camino sin perturbar la circulación de los vehículos.

Que estas pasarelas sean acondicionadas en una ciudad pequeña portuaria como es el caso de Mdiq es una acción que pone en evidencia el espíritu de gestión municipal del que goza
      Que estas pasarelas sean acondicionadas en una ciudad pequeña portuaria como es el caso de Mdiq es una acción que pone en evidencia el espíritu de gestión municipal del que goza. En efecto, aunque sea relativamente “pobre” en comparación con Tánger, la gran metrópoli, como les gusta llamarla los dirigentes políticos, Mdiq supo dar a este aspecto de la organización urbana la importancia que merece.
No es siempre el caso a Tánger.
    La capital de la región sufre, en efecto, de una conciencia grave anotada en sus dirigentes municipales en cuanto a este tipo de infraestructuras, a pesar de ser esencial para la seguridad de los ciudadanos.
De tal modo que pese al elevado número de las víctimas, ningún proyecto ha sido anunciado de una lucha eficaz, particularmente desde el reajuste de las principales arterias y los caminos de la ciudad.
En el camino de Rabat, de Tetuán, de Ziaten y en otros lugares, las víctimas de los accidentes de circulación son muy numerosas y esta situación no parece apenas afectar a los responsables, al municipio urbano, ni a la Wilaya, el departamento encargado de los proyectos de la metrópoli.
   En las ciudades desarrolladas, los puentes para peatones conocen un renadío de popularidad. Forman parte integrante de las estrategias eficaces de transporte que tienen en cuenta todos los medios de desplazamiento. Aunque su aspecto funcional permanece una prioridad, estas obras se conciben también para constituir atractivos en su medio.
    La cuestión que se plantea es simple: ¿vivimos en una ciudad que se considera desarrollada? Y si es así, estas infraestructuras se imponen… Y es por eso como también esta comparación entre Mdiq y Tánger adquiere un carácter lógico, teniendo en cuenta que la talla de ambas ciudades y de los medios financieros y humanos  puestos a disposición de sus desarrollos respectivos.
    Hace falta por otro lado, subrayar otras ventajas de las pasarelas para peatones que realizadas según normas tecnológicas avanzadas o que respetan el marco urbano de la ciudad, representan un valor añadido en su embellecimiento. Más todavía, pueden hacerse un soporte que el municipio urbano puede vender como espacios de comunicación. Así, las vidas serán protegidas y las cajas llenas…
Infomarruecos :
Hace unos meses publicamos aquí en Infomarruecos un reportaje sobre las irregularidades de la circulación en Tánger, su resumen:
“Tánger, de hace 4-5 años, estaba dotada de toda clase de señales de circulación en todas las zona, para los coches y peatones. Después de la gran transformación, la expansión de los caminos y calles y los nuevos cuatro túneles, todas las señales desaparecieron, de luces y de los peatones. Así todos los principales y peligrosos ejes de circulación quedaron abiertos a todo tipo del caos y de los graves accidentes, ya no hay ninguna organización de  la circulación dentro de la ciudad”.