Las cosas lo que son  Marruecos/UA: Más allá de una vuelta: Visión real

0

 Casi dos semanas tras el éxito de Marruecos en la recuperación de su escaño en el seno de la Unión africana, parece, cada vez más evidente, que el Reino no solo ha logrado, pese a todas las maniobras y a todas las conspiraciones, sino hizo de aquél histórico logro un doble éxito.

 En efecto, además de un ilustrativo plebiscito de los países africanos contra la impostura y la exclusión, Marruecos derrotó a sus adversarios, convirtiéndose en un destino para la mediación y los buenos oficios entre sus hermanos africanos.

De tal forma que podemos afirmar que el papel de Marruecos aun no ha comenzado y que su vuelta a la Unión africana no constituye, en si mismo, un fin, sino un simple y racional medio para un país dirigido por un rey clarividente, con un proyecto para el continente y una propuesta para sus países.

Todo esto no fue ni podía ser fruto del azar, sino resultado y consecuencia de una opción y una visión reales de un nuevo modelo de relaciones intercontinentales y de una nueva concepción de desarrollo Sur-Sur que África tanto ha buscado y no ha encontrado.

Con su visión de unidad africana y su exhortación a una mayor confianza en las capacidades y posibilidades propias así como su filosofía propia de que Marruecos no busca liderazgo sino que África sea el líder, el rey Mohamed VI ha proporcionado al continente africano la oportunidad de una nueva reflexión para constituir un punto de inflexión en el modo y la forma de la gestión de sus asuntos hasta entonces carentes de toda perspectiva y de toda proyección a medio o largo plazo.

África ha recompensado a Marruecos y a su rey con un apoyo sin precedentes, casi sin reservas y una consideración, con la que, hasta ahora, muy pocos líderes  africanos han podido contar.

El rey Mohamed VI ha hecho de la vocación africana de Marruecos un argumento para un nuevo concepto de solidaridad efectiva y una concepción de entreayuda únicos inherentes de hacer frente a loa enormes desafíos ante el continente.

La proeza africana de marruecos acaba de comenzar.