Leopoldo Azancot, La Conciencia  desgraciada del Sionismo Driss Jebrouni

0

 

El sionismo de Leopoldo Azancot nos dice: o están Ustedes de acuerdo conmigo, y en este caso están lejos de toda sospecha, o bien no están ustedes de acuerdo conmigo, y en este caso, ustedes son antisemitas, antijudíos…¿Cómo salir de este dilema?…si alguien le critica…si alguien no se comprende con él…si una editorial no le publica un libro, si una revista no le publica un artículo…en la Revista Índice le dicen “Vete a la calle por ser judío”, no le publican su novela “La Jerusalén”, porque para élha producido la clásica reacción antisemita, le echaron de ABC por ser judío y el redactor jefe es un fascista y un antisemita, y en Alfaguara no le publican una novela ,”tuvo problemas por lo mismo”, “no cabe duda que existe una especie antisemitismo” (ver cambio 16/ 843). Para él Sánchez Dragó es un fascista y un antisemita…todos serán acusados de antijudíos y antisemitas, Leopoldo Azancot, como sionista de conciencia desgraciada clasifica a sus adversarios con una facilidad asombrosa. Diré después de todo, que la conciencia desgraciada es una máscara del espejo del alma,pero hay límites  en los que la conciencia desgraciada se vuelve abiertamente ciega, que su energía explosiva se pierde en el vacío…quiero decir, que me es fácil echar al sionismo en la paranoia y la enfermedad mental. También habla Azancot de su condición de judío, ycuándo tomó conciencia de ello .Sobre esta cuestión dice el intelectual judío Albert Memmi:”Creo que existe una condición judía, quiero decir una condición judía específica. Esta condición hace del judía un ser minoritario, diferente, separado de sí mismo y apartado de los demás, un ser desgarrado, en su cultura y en su historia, en su pasado y en su vida cotidiana, en fin un ser abstracto”(Vómito Blanco).