Marruecos/Holanda Una decisión desatinada

0
Letrado Saad Sahli del Colegio de abogados de Rabat

 Marruecos « continuará sus esfuerzos por el desenlace del procedimiento de extradición de Said Chaou por parte de Holanda a fin de permitir que la justicia marroquí lo juzgue por los graves actos delictivos que ha cometido”. Palabras del titular de Justicia, Mohamed Aujjar, comentando la decisión de la justicia holandesa que acaba de negar la extradición de Said Chaou acusado de mil  cargos en Marruecos.

Lo menos que se pueda decir a este respecto es que la decisión holandesa, por más soberana que fuera, es absolutamente incomprensible tanto sobre el plano jurídico como humano y político.
El Sr. Aoujjar no  nos ha dado detalles de los esfuerzos que ha anunciado pero no cabe duda de que es fundamentalmente imperativo que la justicia, independientemente de retos y enfoques políticos o politizados, siga su curso normal y que los principios éticos que rigen las relaciones internacionales sean salvaguardados, al abrigo de mafiosos y terroristas que acabarían por creer que son impunes por más grave que sea su crimen como es el caso justamente de Chaou.
De tal manera que, retorica y dialéctica aparte, la decisión de rechazar la extradición de un criminal al país donde fue cometido su crimen equivale a un respaldo y apoyo al criminal y a su crimen.
Por ello Marruecos como dijo el ministro de Justicia debe proseguir sus esfuerzos para juzgar equitativamente al que ha atentado de diferente manera contra su soberanía, su integridad y su imagen.