Política y psicología popular Mi peluquero y yo Nuestra vecina Argelia

0

Mi peluquero parece conocer muy bien a Argelia y sobre todo a sus dirigentes actuales.

  • Marruecos debe saber que con los dirigentes de nuestros hermanos argelinos no hay mil soluciones. Hay una y es obrar como si no existieran

  • En el islam la reconciliación es una bendición

  • Lo se. Pero ¿No ves las declaraciones de su primer ministro y de su presidente, agonizando en Ginebra en su mensaje de votos y de felicitaciones al rey con ocasión de la Fiesta de la Juventud y luego la “marimorena” que están armando en Adis Abeba con motivo de la visita real

  • Efectivamente, pero Argelia nunca nos ha pedido creer lo que dice y no hace

  • Cada vez que nos acercamos al comienzo de una distensión, alguien en Argelia sale el conejillo de sus mangas y…

  • Marruecos no solo no cree a la cúpula argelina, sino también sabe pertinentemente que su vecino está patas arriba y nadie sabe quién es quién. Las esferas de influencia están atrincheradas y la realidad socio-política de este país hermano está colgada a las clínicas donde está el presidente Bouteflika

  • Hasta cuando sea y donde llegue. Argelia había apostado en 1975, cuando aún vivía el coronel Boumedian, por la quiebra de Marruecos en menos de 5 años

  • 41 años después no es difícil averiguar quién lo está

  • Y sobre todo quién lo va a seguir estando más

  • Exactamente

  • Afortunados los países, como España, que no tienen por vecino a Argelia, si no a ETA habría reconocido ahora media Europa