“Vela en  la obscuridad” Oriente Medio: Las revelaciones de Itamar Rabinovich

0

 

No pocos creen, como se lo habían dicho, repetido y abusado de reiterar que en Siria el problema era/es el régimen.

Tanto, que acabamos por creer a Washington, Paris, Londres e indirectamente a Tel Aviv hasta que el ex negociador israelí con Siria en los años 90 nos ha rectificado el tiro.
El problema es otro y está a otro nivel:
“El presidente sirio, Bashar al-Asad, habría evitado unos siete años de guerra, y su nación habría estado en mejores situaciones, si hubiera sellado un acuerdo de paz con Israel”, revelo recientemente en una reunión el martes pasado con las organizaciones sionistas quien fungió como embajador de Israel en Washington (EE.UU.) entre 1993 y 1996.
El hombre, como su ex ministro de guerra, Moshe Dayan cree que los árabes y probablemente hasta los no árabes no leemos y no sabemos leer y que los únicos que leen y saben leer son los que , como él, son sionistas o como Trump y la mayoría de los mandatarios occidentales sionizados: “Israel y Estados Unidos esperaban imponer un trato sobre Hafez al-Asad (1971-2000), padre y predecesor del actual presidente Bashar al-Asad, y luego lo intentaron con el hijo, sin embargo, los Al-Asad nunca se rindieron ante las presiones”, afirmó.
Las cosas claras: ni oposición moderada ni cuestión de régimen: Israel con procuración a sus satélites americano, francés e inglés y detrás de ellos sus domésticos regionales están por medio “Ante la negativa de Damasco a rubricar un acuerdo de paz, Israel decidió apoyar a los grupos rebeldes  y armados (Daesh y Nosra) que le proporcionan datos para atacar a las fuerzas sirias”.
 
 

 

 

 

as”.