28 Cumbre de la UA: Discurso real: La imagen de la nueva Africa

0
Rey Mohammed VI

Como llevamos anunciando desde ayer, con motivo de la vuelta de Marruecos, 33 años después de abandonar la Organización para la Unidad Africana (OUA), el rey Mohamed VI ha pronunciado hoy un discurso, pletórico de emoción ante la Cumbre de la Unión africana.

Exactamente como se esperaba: magistral. Una lección de humildad y de clarividencia. De antemano, el soberano ha expresado su entusiasmo por “regresar a casa, después de una larga ausencia (…) “África es mi continente y mi casa (…). Regreso a casa. Les he hecho de menos a todos”.

El rey ha explicado que “ha tenido a bien efectuar el desplazamiento” para expresarse ante sus homólogos Jefes de Estado africanos.  Para agradecerles, en primer lugar por su ‘franco apoyo’ que ha permitido al Reino a recuperar su escaño con 30 votos favorables”.

El rey Mohamed VI ha vuelto a evocar también la retirada de Marruecos de la OUA, decidida por su padre, hace 33 años. “Esta retirada era necesaria”, dijo el monarca antes de precisar: “aquello ha servido para poner en evidencia hasta qué punto África es indispensable para Marruecos, pero también hasta qué punto le es indispensable a África igualmente”. El Soberano ha precisado luego “ya va siendo hora para regresar a casa en un momento en que Marruecos figura entre las naciones más desarrolladlas del continente”.

El Rey explicó luego su estrategia de acercamiento con los países del continente desde su acceso al trono, especialmente la firma de 919 acuerdos “en los sectores privados y públicos”, desde el año 2000”recordando en este sentido haber efectuado 46 visitas a 25 países durante este periodo”. “Marruecos, dijo el soberano, ha acordado asimismo “miles de becas y puso en pie proyectos estratégicos con los países subsaharianos”.

El rey Mohamed VI ha citado el proyecto del gasoducto Nigeria-Marruecos que va a permitir “estructurar el mercado regional de electricidad” y mejorar “la competitividad económica” africana. Asimismo va a valorizar las unidades de fertilizantes que serán creadas en Nigeria y en Etiopia. Tantos proyectos que, según el rey, “beneficiarán al conjunto del continente y que constituyen una manera de responder a la urgencia de asegurar la seguridad alimentaria para los países del Sur”.

El Soberano ha evocado también la cuestión climática, especialmente la iniciativa triple A y ha vuelto a abordar la operación de regularización de la situación de los inmigrantes africanos en Marruecos que ha permitido a 25 000 indocumentados obtener su tarjeta de residencia este ano. Todo esto con la finalidad de construir “relaciones multilaterales apaciguadas y un entorno propicio al crecimiento”, explicó el monarca.

El desarrollo del continente el rey Mohamed VI lo ve en la integración regional y la cooperación sur-sur. “mi país comparte lo que posee sin nin,guna ostentación (…) Marruecos se convertirá en el motor de la expansión común (…). Desde el instante en que Marruecos se incorpore de manera efectiva, su acción se orientará a federar y avanzar”, prometió el rey.

Si ha elogiado el alto nivel de integración económica que conocen, desde ahora en adelante, regiones como África del Oeste, el Soberano ha lamentado que el Magreb sea “la región menos integrada del continente e incluso de todo el mundo”. Se estanca en menos de 3%, se alarma el monarca al final de su histórico discurso, el mayor punto de atracción en el continente africano y en muchas partes del mundo