Antes de olvidarCrónica internacionalFeatured

Argelia y su ciclo de violencias: Acusaciones mutuas

Un viernes de violencia

Anteayer en lo que era el séptimo viernes de protestas en Argelia, la policía repelió a cientos de manifestantes que los enfrentaron en las cercanías hasta el cruce de la Plaza de Correos, edificio ubicado en pleno centro de la capital Argel.

Los primeros enfrentamientos ocurrieron en el lugar Maurice-Audin a primera hora de la tarde, en este punto de paso de la marcha utilizada todos los viernes. La policía que bloqueaba el acceso a la avenida hizo uso masivo de gases lacrimógenos para dispersar a los manifestantes que lanzaron piedras.

Varios manifestantes resultaron heridos entre leves y graves por piedras o en las revueltas que siguieron, o asfixiados por gases lacrimógenos.

 El recién nombrado jefe de estado, Abdelkader Bensalah, de 77 años, ha sido designado por la Constitución para actuar como presidente en funciones, y se ha convertido en el blanco de los lemas que inicialmente apuntaban a Bouteflika, el presidente dimitido-depuesto.

Lea el retrato de Abdelkader Bensalah: el largo curso de oro de un apparatchik argelino

Para los manifestantes, la elección presidencial que se realizará en tres meses no puede ser libre y justa, ya que se organizaría por instituciones y personalidades heredadas de los veinte años de poder de Bouteflika, marcados por elecciones, según la oposición, fraudulenta

Show More

Related Articles

Close
Close