CrónicasEn voz altaFeatured

ABDELMALIK MOHAMED, PTE. DE ‘RESIDENTES CEUTA’ « Los marroquíes con mejores condiciones laborales tendrán más opciones de paso por la frontera » *Abdelmalik Mohamed

El presidente de la asociación ‘Residentes Ceuta’, Abdelmalik Mohamed, no cree que « factores políticos » condicionen más allá de la pandemia la reapertura del paso del Tarajal, cuyo perímetro de seguridad ampliará el país vecino hasta la rotonda del hotel Ibis. En la ciudad autónoma entrarán « únicamente los que acrediten poder de paso » y para los caballas se podrían abrir nuevas vías de desarrollo. Liga la ruptura local del PP con Vox a « necesidades de Estado » y aboga por retomar la reforma legal que planteó

– Pregunta: ¿Veremos en 2021 la frontera abierta de nuevo?

– Respuesta: Pensamos que sí, que en 2021 la frontera volverá a abrirse, lo que nadie puede predecir es en qué mes será. Y créame que hace mucha falta. Su cierre produce angustia y la gente se está resintiendo muchísimo en todos los aspectos, no solo en lo emocional, también en el coste de la vida. Ahora sabemos que unos tomates o unas simples cebollas son muy importantes en la cesta de la compra.

– P: ¿Sólo depende de que la pandemia se dé por controlada con las vacunas o hay otros factores políticos en juego?

– R: La pandemia es el principal escollo para la reapertura, y mientras los niveles no se reduzcan de manera significativa va a ser muy difícil que se reabra. Tenga en cuenta que Marruecos no cerró su frontera con Ceuta por temor a los contagios provenientes de la ciudad… lo hizo por temor a lo que podía llegar desde Península y desde otros países europeos vía Algeciras. Ceuta era fácilmente controlable, pero verdad es que se aprovechó el momento para dar por normalizado el fin del porteo. En cuanto a factores políticos, pienso que no hay nada.

– P: En mayo decía que “Marruecos aboga por un paso fronterizo de carácter turístico” para que sus nacionales « visiten la ciudad, pernocten y hagan sus compras” sin “ese porteo caótico e insaciable” siempre y cuando las autoridades españolas “cambien de actitud”. ¿Aprecia algún “cambio de actitud” como el que mencionaba que invite al optimismo?

– R: Desde aquí siempre se dice que el malo y el que tiene que cambiar es Marruecos, ha sido una constante en la historia de las relaciones con Marruecos, es decir, que desde aquí se hacen bien las cosas y desde allí no, todo reducido a ángeles y demonios, pero esto no es del todo cierto, pues ellos tienen sus razones, tal como este lado tiene las suyas. El problema es que nunca se ha hecho nada por encontrar un equilibrio que satisfaga a ambas partes. La parte española tiene que cambiar en algunas cosas. Marruecos en otras. Le pongo un ejemplo: en la aduana española el único producto alimenticio permitido para despacho comercial es el pescado, es decir, que, si un industrial radicado en Ceuta intenta importar café, por citar algo, desde Marruecos, aun pasando por la aduana marroquí y llegando a la española le dirán que no, que no puede. Vamos que, estando habilitada para despachos comerciales, la aduana española no permite productos del sector alimentario, incluso portando el debido registro sanitario. Y luego hay quien les reprocha que no abran su frontera y no dejen pasar productos, cosa que han venido haciendo durante toda una vida. Mayo se aparece algo lejano, y sin ese equilibrio, va a ser muy difícil recuperar aquella entente de permisividad de la aduana marroquí ante compras masivas hechas en Ceuta.

castillejos fnidez marruecos

– P: Porteo al margen, miles de mujeres y hombres marroquíes tenían en Ceuta trabajo (regular o irregular) hasta el cierre del paso. ¿Podrán volver a acceder a la ciudad todas esas personas aparte de los turistas? ¿En qué condiciones y con qué grado de agilidad y número?

– R: Esto que usted cita es un tema importante. Las autoridades marroquíes han recopilado muchos datos sobre la situación laboral de estas personas en la ciudad. Han investigado los tipos de contratos, número, salarios, horarios, etcétera. Todo ha sido minuciosamente analizado, pues las instrucciones que llegaban de Rabat exigían un informe firme y detallado. El objetivo es tener datos fiables sobre la situación laboral de todas estas personas a fin de esclarecer si esa mano de obra que sale del país recibe el trato administrativo y social adecuado conforme a los estándares existentes en la Península, por no decir europeos. El resultado de este trabajo va a influir poderosamente en todas las decisiones que se tomen respecto a estas personas. Es muy probable que los que hayan justificado mejores condiciones laborales serán los que más opciones de paso tengan. Además, tienen previsto ampliar el perímetro de seguridad hasta la rotonda del antiguo hotel Ibis, por lo que las aglomeraciones en la propia aduana difícilmente van a volver a verse, pasarán únicamente los que acrediten poder de paso.

« El cierre está siendo dramático para toda la zona, tanto como que muchos economistas hablan de una caída del PIB en toda la región del 45%, con especial intensidad en Castillejos, Rincón, Martil y Tetuán »

– P: ¿Qué podemos esperar los ceutíes de la reapertura de la frontera? ¿Lo mismo que vivimos durante los últimos años? ¿Habrá un carril reservado, como se ha planteado en ocasiones? ¿Y otras novedades como la extensión a un año del ‘papel verde’ para acceder con vehículos de Ceuta?

– R: En nuestra visita en febrero al director general de Aduanas acordamos diversos puntos de cooperación, incluso mantuvimos diversas reuniones con el director regional de Tánger-Tetuán-Alhucemas, todo ello con el acuerdo de la ampliación, incluso su descarte definitivo, de la Admisión Temporal o ‘papel verde’, como usted dice. Me permito recordarle que le invitamos una tarde para que asistiera a una de esas reuniones con el director regional. Hablamos del carril exclusivo, entre otras cuestiones, pero el inicio de la pandemia obligó a guardar todo para mejores momentos.

– P: Dice “entre otras cuestiones”. ¿Qué otros asuntos se trataron en esa reunión?

– R: Hablamos de muchas cosas, pero sí que puedo decirle que hablamos sobre la posibilidad de normalizar en un futuro que los profesionales ceutíes, como abogados, arquitectos, ingenieros, etcétera, incluso empresas puras de la ciudad, puedan instalarse en cualquier ciudad de Marruecos y competir en igualdad de condiciones entre sus colegas marroquíes, todo ello bajo un estatuto que les ampare y conceda derechos, y esto lo fundamentamos en el dahír de Mohamed V que establece, pues sigue vigente, ciertos derechos a los residentes ceutíes, independientemente de su confesión religiosa.

abdelmalik mohamed

– P: ¿Está convencido de que tal cosa es posible?

– R: Ni estoy convencido ni dejo de estarlo, pero es una vía a explorar, ellos no han dicho no, todo es cuestión de intentarlo, pero para eso se necesitan fuelles de calidad

– P: ¿Qué quiere decir?

– R: Mire, nosotros somos una simple asociación, y todo lo que hacemos es por el bien de esta ciudad, y no por intentarlo va a dejar de ser lo que es, eso se lo dejo a los que gustan de ver fantasmas, pero está claro que para explorar esa vía hace falta dinero, pues hay que hacer un informe jurídico que tienen que hacer especialistas del Derecho marroquí y que conozcan las peculiaridades de un Dahír en toda su extensión. Lo que intento decirle es que nosotros no tenemos medios para poner en marcha un proceso de ese tipo, pero la idea está ahí para quienes la consideren buena y beneficiosa para la ciudad en general, pues o se abren vías de ese tipo o bien optamos por seguir como estamos, que no es nada bueno ni conduce a ninguna parte. El director general de Aduanas ya adelantó en su día que el puerto de Ceuta podría constituirse como punto complementario al de Tánger-Med. Ceuta tiene singularidades que merecen ser aprovechadas.

« El problema es que nunca se ha hecho nada por encontrar un equilibrio que satisfaga a ambas partes. La parte española tiene que cambiar en algunas cosas, tal como Marruecos en otras »

– P: ¿Qué sabe del impacto que ha tenido el cierre de la frontera en Castillejos y el resto del área fronteriza más cercana a Ceuta? Algunos auguraban una revuelta social cuando se terminase el porteo que, sin embargo, no se ha producido. ¿A qué lo atribuye?

– R: El cierre está siendo dramático para toda la zona, tanto como que muchos economistas hablan de una caída del PIB en toda la región del 45%, con especial intensidad en Castillejos, Rincón, Martil y Tetuán, ciudades limítrofes que han vivido tradicionalmente con la influencia económica que ejercía la aduana en toda esta parte. Las cosas no están nada bien. La situación de pobreza y precariedad ha aumentado significativamente con la pandemia, que ha producido un shock social de grandes dimensiones, pero el pueblo marroquí es muy sufrido, y en los momentos difíciles se tira mucho de la familia y de la fe, pero de ahí a pensar en revueltas sociales hay un buen trecho. También había números hechos respecto a personas que habían venido del sur para la actividad del porteo, un porcentaje muy importante, personas que tuvieron que volver a sus lugares de origen, y eso ha mitigado en cierto modo la masa social de descontentos y perjudicados por el cierre.

« El PSOE no apoya al PP porque se hayan hecho amigos de la noche a la mañana, sino porque desde Madrid llegaron instrucciones para ambas partes indicando que había “necesidades de Estado” que exigían una entente cordial entre ambas partes en torno a los Presupuestos y “otras decisiones de futuro”

– P:  ¿Da algún crédito a las informaciones que atribuyen al acercamiento del Gobierno de Ceuta a Vox durante este año la adopción de determinadas medidas tildadas de “hostiles” por parte de Marruecos?

– R: El Gobierno de Ceuta no actuó con inteligencia política, pues se dejó llevar por intereses al uso, sin darle una oportunidad a la virtud de la reflexión y la serenidad. Ese acercamiento a Vox se ha demostrado que fue un error, y eso se está demostrando con la decisión del PSOE en apoyar los Presupuestos, y esto no es porque se hayan hecho amigos de la noche a la mañana, sino porque desde Madrid llegaron instrucciones para ambas partes indicando que había “necesidades de Estado” que exigían una entente cordial entre ambas partes en torno a los Presupuestos y “otras decisiones de futuro”, todas ellas con vistas a reducir poder de decisión de Vox en la Asamblea. Usted ya me entiende.

– P: Ignacio Cembrero aseguró durante su último paso por la ciudad que el papel de Vox en el Ejecutivo local es lo que menos puede preocupar al país vecino y que, en todo caso, inquieta o perturba más la presencia de Podemos en el central y sus posiciones sobre temas sensibles como el Sahara Occidental. ¿Qué opina?

– R: Opino que la posición de Podemos es lo que menos inquieta a Marruecos, pues los canales diplomáticos son muy efectivos y precisos entre ambos países. El PSOE es un partido de Estado y conoce los entresijos de las relaciones internacionales. Esa realidad prevalecerá y nada de lo que diga Podemos va a influir en las relaciones entre los dos países. En cuanto a Vox, a Marruecos no le preocupa, pero sí que le molesta tener en una ciudad que hace frontera a personas que no saben de continencia verbal. De momento, les han mandado al anfiteatro, y es más que probable que se conviertan en un partido residual, pues los ceutíes deben reconsiderar su voto en favor de la convivencia y del desarrollo mutuos.

– P: Y ya de paso, ¿qué opina sobre los últimos acontecimientos del Sáhara?

– R: Marruecos está actuando con templanza y sin dejarse llevar por las provocaciones. Los dirigentes del Polisario quieren exponer a jóvenes inocentes mientras ellos viven a cuerpo de rey en hoteles de 4 y 5 estrellas en París. La opción de la autonomía es creíble y merece su oportunidad.

salvadora mateos mascarilla

– P: La delegada del Gobierno ha hecho intentos de establecer una relación directa con las autoridades regionales marroquíes más próximas para asuntos como la repatriación de atrapados. Sabiendo que las relaciones internacionales son competencia del Ministerio, ¿cree que es viable ese segundo nivel de interlocución? ¿Cree que sería positivo? ¿Es posible pensar en que lo aceptarían las instituciones equiparables a la Delegación al otro lado de la frontera?

– R: Lo que usted dice no es nada fácil. Recuerdo a un delegado del Gobierno que en una reunión me pidió preparar un encuentro entre él y el delegado del Gobierno en Rincón, de esto hace unos años. Ya en el despacho del Delegado del Gobierno de Rincón y una vez expuesta la idea, la respuesta fue automática y acompañada de una enorme sonrisa: ‘Ni usted me ha dicho nada, ni yo he oído nada’. Lo que intento decirle es que nunca se ha favorecido ningún tipo de clima para ese tipo de encuentros, que no son imposibles, pero sí que necesitan de mucha labor de acercamiento, casi me atrevo a decirle que antes que eso habría que favorecer puentes entre instituciones de la Ciudad y otras de las ciudades vecinas, mediante actividades sociales, culturales, deportivas, etc.

– P: ¿Marruecos aceptará activar algún día los procedimientos de reagrupación familiar de sus menores que emigran a la ciudad o el conflicto es tan fácil o difícil de comprender como asumir que, estando en Ceuta, considera que no se encuentran en otro país?

– R: La solución al tema de los menores tiene que empezar modificando la Ley del Menor, una iniciativa que puso en marcha Paco Antonio [Francisco Antonio González Pérez] y que nadie ha vuelto a retomar. Pienso que modificando esa Ley las cosas podrían cambiar de forma rápida e inmediata, pues poco sentido tiene tenerlos hasta los 18 para luego ponerlos en la frontera, acogiéndolos Marruecos. Ahora no los llevan porque la ley impide hacerlo. Volvemos a lo que le decía anteriormente, que nos falta ese equilibrio fronterizo que nunca hemos tenido, pues de tenerlo el fenómeno de los menores no sería el que es.

De: Ceutaaldia

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page