América LatinaCrónicasFeaturedIntegridad territorial

Abuelas de plaza de mayo: una clara derrota del Polisario. Por Sonia Toloza H. Fundadora centro del Magreb.

Otro revés para ele Polisario

Ya sin duda para nadie, las reuniones de abuelas de plaza de mayo con el centro del Magreb chileno ha sido mucho más que una derrota política para el frente Polisario, pues se ha logrado demostrar que esta banda no solo miente al mostrar su versión de lo que ocurre en el Sahara, sino que, en realidad, se trata de una banda que, disfrazando de políticos sus delitos, también tiene cuidado en ocultar que sus principales dirigentes se encuentran investigados por crímenes de lesa humanidad, secuestro de personas, atropellos a los derechos humanos y vulgar  robo de ayuda humanitaria en España. El cuento del idealismo y la lucha por independencia que antes habían vendido a las abuelas y otros en América Latina, se ha venido al suelo como un castillo de naipes cuando Juan Carlos Moraga, ex preso político, torturado y con las credenciales morales necesarias para plantarse ante madres y abuelas para explicar con documentos probatorios que “no podemos permitir que esta banda separatista  utilice algo tan sagrado como son los derechos humanos, para justificar sus delitos y, peor aún, con mentiras, intentar utilizar a las madres de plaza de mayo para legitimar y ocultar  los atropellos que ellos mismos cometen en contra de víctimas inocentes”.

Moraga con E. de Carlotto. Presidenta abuelas

Quienes, encabezados por Ahmed Fal Mhamed, esperaban obtener declaraciones del mayor referente moral latinoamericano en la defensa de los derechos humanos, como son las abuelas y madres en favor de un país virtual y una banda armada que comete delitos, al no tener argumentos para desmentir la documentación entregada, debieron retirarse con la cola entre las piernas. Por otra parte Juan Carlos Moraga, acompañado de la periodista de radio y TV Carolina Martínez, encargada de comunicaciones del centro del Magreb, no solo fueron escuchados, sino también invitados a participar en la ronda que madres y abuelas que todos los jueves y desde hace más de 40 años, realizan en plaza de mayo, lugar donde y para sorpresa de muchos, se le pidió al presidente del centro que hablara a los presentes, ocasión en que Moraga, junto con agradecer “el honor que significa  hablar en esta plaza y ante estas mujeres que son un símbolo mundial de la lucha por los derechos humanos”, destacó que: “nadie puede permitir y menos estas abuelas, que los derechos humanos sean utilizados para su beneficio por quienes, precisamente, los violan, como ocurre en los campamentos de Tinduf”.

Plaza norita aplausoII

El registro fotográfico y audiovisual de estas actividades, el vibrante saludo de Estela de Carlotto, presidenta de las abuelas  al centro, como también los lazos establecidos con Nora Cortiñas –línea fundadora- que hace poco fuera invitada con engaños a Tinduf, explican la violenta reacción que han tenido los representantes del Polisario en contra de nuestros dirigentes.

Esta experiencia, sin duda, constituye un valioso aporte para quienes, en el futuro y en reemplazo de los actuales dirigentes, asuman la conducción del centro del Magreb y deban enfrentar a  provocadores y agentes de la mentira sobre lo que realmente ocurre en el Sahara, tal como ha hecho Juan Carlos y Carolina ahora en Argentina y desde hace 4 años cuando eligiéramos al Dr. Mario Concha por primera vez; posteriormente el presidente de la central Autónoma de Trabajadores, Oscar Olivos; el Dr. Jorge Vargas; nuestra incansable luchadora Ximena Zamora y por supuesto Juan Carlos Moraga, todos personas de mucho respeto que nos dejan la vara muy alta, pero si trabajamos como equipo y, ojalá, dirigidos por una mujer, podremos estar a la altura de lo que se ha hecho en estos años.

       

 

Show More

Related Articles

Close
Close