Cronica desde TindufCrónicasFeatured

Argelia/Polisario “Malgastar dinero público” en inútiles empresas separatistas

... y la gestion de la cuestión del Sahara

 

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, internada hace 11 meses en un hospital de Nuakchot, antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… La situación de la población de estos campamentos es real y potencialmente inquietante. Atada a la vida, la gente se pregunta con qué derecho fue sometida a tantas humillaciones y a tantos atentados contra su dignidad saharaui. Cunde la desconfianza y la parquedad. Desaparecen trágicamente la solidaridad, la fraternidad y el amor al prójimo. La gente no busca más que sobrevivir para el día siguiente con la eterna pregunta de que si alguna ayuda humanitaria internacional u otra limosna haya llegado al campamento y, sobre todo, si les va a   llegar.

Acusados de, entre otros, « malgastar dinero público », « otorgar beneficios indebidos » y « abuso de función », dos ex primeros ministros, Ahmed Ouyahia y Abdelmalek Sellal, han sido condenados, hoy respectivamente, a 15 y 12 años de prisión por el tribunal de Sidi M’hamed en Argel, además de una multa de 100 millones de céntimos cada uno por los mismos cargos. Además, Ouyahia se verá privado de sus derechos civiles y políticos, mientras que el tribunal decidió confiscar todos los ingresos y los bienes adquiridos ilícitamente.

En estos tristes campamentos no faltan los que interpretan esta dura condena como consecuencia de la gestión por los dos ex jefes del gobierno argelinos condenados del expediente del Sahara.

En efecto, en ningún otro dominio, los caciques del ex régimen en Argelia “malgastaron más dinero” y “abusaron de función” que en la cuestión de la inestabilidad de Marruecos y la gestión de la cuestión de su Sahara.

Por más vueltas que se le dé al veredicto, de ninguna manera se puede descartar o aislarlos billones de dólares malgastados en una empresa polisarista que, día tras día, queda claro que comienza a constituir una amenaza potencial al Estado argelino antes que los que había planeado como dianas y blancos, después de llevar directa y precipitadamente a Argelia (potencia petrolera) al caso y a la quiebra moral y política.

La condena de Sellal y Ouyahya, quieran o no, es una condena a la dilapidación de los fondos argelinos en inútiles y no rentables empresas separatistas

 

 

 

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page