Cronica desde TindufCrónicas

Argelia y su Polisario IV- Cortina de humo: ¿” Estado”?

Pensar en voz alta

 

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf, pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… La situación de la población de estos campamentos es real y potencialmente inquietante. Atada a la vida, la gente se pregunta con qué derecho fue sometida a tantas humillaciones y a tantos atentados contra su dignidad saharaui. Cunde la desconfianza y la parquedad. Desaparecen trágicamente la solidaridad, la fraternidad y el amor al prójimo. La gente no busca más que sobrevivir para el día siguiente con la eterna pregunta de que si alguna ayuda humanitaria internacional u otra limosna haya llegado al campamento y, sobre todo, si les va a llegar.

El domingo pasado un “amigo” surafricano, en “visita” por estos tristes campamentos argelinos de Tinduf, me dijo, murmurando que estaba en Rabat en una misión y que estuvo en un centro comercial “Ribat Center” dos veces mayor que los campamentos de Tinduf”.

¿Por qué me lo dijo? La única respuesta que cabe es que África del Sur y los muy pocos que aun reconocen a la “RASD” lo hacen por otra razón que la convicción.

Mi amigo tampoco ignora las repetidas condenas de Argelia por la comunidad mundial por su represión de los kabiles “lo que no le habilita a hablar de solidaridades”.

Sabe también mi amigo que en el Parlamento europeo han vuelto a alzarse voces para condenar firme e indignadas la continuación de la malversación de la ayuda humanitaria internación al por el Polisario y “ahora parece que también, Argelia”.

Finalmente, mi amigo surafricano que tiene mucho cariño por Argelia (país y no régimen) lamenta amargamente que “la Gran Argelia ha permitido mancillar su imagen con el Polisario y sus 4º ladrones”.

¿Por qué me dijo todo esto? No lo sé. Realmente no lo sé, pero me imagino muchas cosas, entre ellas porque es verdad.

 

 

Afficher plus

Articles similaires

Laisser un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.

Bouton retour en haut de la page