Cronica desde TindufFeatured

Argelia/Tinduf: Dirección prohibida Khalil R’Guibi

 

 Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, internada hace 11 meses en un hospital de Nuakchot, antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… preferente y casi exclusivamente con una ínfima parte de los saharauis.

 Los incesantes escándalos de todo tipo en Argelia tienen una nefasta repercusión sobre la población de los campamentos de Tindouf, no porque aun existe en estos campamentos a quien interesa aun el destino de este inmoral tutor, sino simple y racionalmente porque la preocupación gira en torno a la dramática pregunta si es un mentor como Argelia lo que necesita el Polisario.
Las aves de rapiña (los generales argelinos) no solo están saqueando a su país (Argelia) sino también la ayuda humanitaria internacional de la que sus comisiones superan los 6 hasta 70%.
A esto se debe sumar los “ingresos” del contrabando en Guerguerat que hasta la expulsión de sus milicias del Polisario, aportaban jugosas sumas en toda “mercancía” incluido el trato de blancas.
En los campamentos la gente se está dando cuenta (la que no lo pudo hacer hace decenios) que es carne del canon que utiliza Argelia para sus propios fines, no interesándole ni cerca ni de lejos lo que pueda suceder a estas poblaciones de los campamentos.
La ultima inquietud aquí en estos campamentos estriba en la posibilidad de que Argelia buscara un acuerdo con Marruecos, habida cuenta su incapacidad a seguir así y porque está en vísperas de una quiebra general.
La gente se pregunta. La gente observa. La gente se inquieta. 41 años casi 42 de error y de sufrimiento. Así lo quiso Argelia y así lo había planeado.
La gente tiene prisas. Entre los responsables de la banda hace meses que nadie responde ni quiere responder. Todas las preguntas se quedan suspendidas en el aire.
Parece que ni siquiera los máximos dirigentes del Polisario saben de qué está hecho el día siguiente.
 
 
 
 
 
 
 

 

 

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page