Buenas noches Marruecos

Buenas noches Marruecos A falta de algo mejor, el Polisario amenaza: ¡Que viene el coco! Said Jedidi

 Sin argumentos para justificar el cambio de posición en vísperas y al día siguiente de la apoteósica victoria de Marruecos de Adis Abeba, el Polisario de Argelia multiplica las amenazas. Después del recurso a la piratería ahora escupe por enésima vez el recurso a las armas.

¿Acaso se debe recordar que las milicias del Polisario no tienen absolutamente ninguna autonomía de decisión que le pueda permitir desencadenar las hostilidades militares. En todo caso, sin el acuerdo y la bendición de su tutor argelino?

Domésticos fueron, domésticos y delincuentes siguen siendo y seguirán siendo. Ahora bien, desde el momento en que repiten esta canción que suena, hasta para la propia población de los campamentos argelinos de Tindouf, como una broma de mal gusto, todo el mundo lo toma como una anécdota de un cúpula que se ha enriquecido hasta la saciedad con la malversación, el robo y negocios sucios y que solo espera el buen momento para unirse con sus colosales fortunas.

Así las cosas, lo nuevo en las “amenazas” de la banda a sueldo de Argel es la confusión y la incertidumbre del anuncio que, convencido de que el amo argelino tiene otros planes, está concebido en términos destinados al consumo local y no a intimidar a nadie que difícilmente pueda haber quien tema aun de estas milicias desvalorizadas por la malversación, la servidumbre a los oficiales de la inteligencia argelina y a los negocios sucios.

Total: para desviar la atención de los mil y un escándalo como la trata de blancas con España y la implicación de los más altos dirigentes de la banda, a los milicianos polisaristas no se les ocurre nada mejor ni más sensato que recurrir a su disco rayado de recurso a las armas.

 

 

 

 

 

Afficher plus

Articles similaires

Laisser un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.

Bouton retour en haut de la page