América LatinaCrónicasFeatured

CAMBIOS LABORALES NECESARIOS DEBIDO AL COVID-19 Dr. Mario H. Concha Vergara, PhD. – Docente – Chile

Tribuna infomarruecos.ma

 

Dr. Mario H. Concha Vergara, Ph.D. – Docente, Chile

Hay que reconocer y entender que el COVID-19 ha planteado importantes cambios no solo en la gobernanza mundial sino también en los factores económicos; en el caso de Latinoamérica se cree que más de la mitad  de los trabajadores se han planteado cambios profesionales buscando nuevas fuentes y formas de trabajo debido a que tras, hasta ahora, de 1 año y tres meses de pandemia universal, según informe publicado por la OMS en su página WEB.

El 53% de los latinoamericanos planea cambiar sus trabajos, lo cual es superior  a la media de trabajadores del mundo, un 46% de los cuales se plantean un cambio similar, lo cual avizora un mercado laboral dinámico a partir de julio, en la región, especialmente una vez que el virus pase a estar controlado y la actividad económica se revitalice, tal vez con excepción de Brasil que hasta el momento cuenta con más de 300 mil muertos por la pandemia debido a sus erróneas políticas de salud.

Uno de los países más golpeados en Europa por la pandemia ha sido Alemania país que ha apostado por el teletrabajo para controlar la pandemia, como la fórmula para reducir los contactos interpersonales sin erosionar aún más la ya maltrecha actividad económica, pese a las dudas de la patronal y los sindicatos que a pesar de los adelantos científico-técnicos de ese país aún tienen dudas en esos cambios laborales. (Al respecto aconsejo al lector leer los siguientes títulos: Mario H. Concha Vergara “Web 3.0-Web Semántica”, Editorial Académica Española, Alemania 2018 – “E-learning, la Revolución Educativa, Más allá del 2018”; Edit. Académica Española, Alemania, 2018). ¿Servirá el uso de la WEB para la creación de nuevos puesto de trabajo?

“Antes de la pandemia, del coronavirus sólo el 30 % de los trabajadores en el mundo planeaban un cambio de empresa en los siguientes dos años”, dijo a Efe la vicepresidenta de Microsoft para la Transformación de los Puestos de Trabajo, Emma Williams. ”La drástica caída en el número de empleados que quieren seguir en sus puestos actuales significa que las empresas podrían perder a muchos de sus trabajadores si no se adaptan a las nuevas expectativas creadas por la pandemia”, manifestó la vicepresidenta de Microsoft.

Para Williams, el modelo más viable para enfrentar al futuro laboral es un sistema híbrido, que permita a algunas personas trabajar en la oficina y a otras desde casa y que participen en reuniones y el día a día a través de pantallas cuestión que se está haciendo en el ámbito de los servicios, la educación, la medicina, las finanzas  y los tribunales, entre otros. Las Tendencias Laborales de la de Microsoft fue elaborado a partir de miles de encuestas a trabajadores en 31 países y el análisis de billones de datos del software Microsoft 365 y el portal laboral LinkedIn, que le pertenece. El trabajo remoto es particularmente popular entre las mujeres y los miembros de la generación más joven; es decir, aquellos nacidos en la primera década de los 2000, que justo ahora se incorporan al mercado laboral.

En este año 2021, en plenas restricciones por la COVID-19, las ofertas de puestos de trabajo totalmente remotos no solamente  en LinkedIn se han quintuplicado, sino que, además, en otras redes sociales, una tendencia que Williams no espera que cambie con el fin de la pandemia pues ya se venían probando sistemas laborales virtuales en varios países. Pero, el trabajo remoto o virtual también tiene efectos negativos y, tras un año sin acudir físicamente a sus puestos de trabajo, muchos empleados, y estudiantes se sienten exhaustos y aislados de sus congéneres.

En el caso concreto de los latinoamericanos, la sensación de aislamiento por el hecho de trabajar desde casa es más fuerte en la región que en el resto del mundo. Esto se debe, sin lugar a dudas, a que los latinoamericanos pertenecen a una cultura diferente y en general acostumbran a ser más sociables. Según algunas encuestas, el 49 % de los trabajadores en Latinoamérica lamenta que las interacciones con sus colegas hayan disminuido, una cifra superior a la de la media mundial que se sitúa en el 40 %.

El estudio de Williams  muestra que “las relaciones laborales más directas, es decir, aquellas en que los colegas forman parte de un mismo equipo e interactúan a diario, se han mantenido, pero, sin embargo, han bajado drásticamente aquellas consideradas ocasionales, es decir, entre miembros de equipos distintos o que habitualmente no trabajan juntos”. Son precisamente las de este segundo tipo de interacciones las que “según los expertos más contribuyen a que las empresas no sufran lo que en el mundo profesional se llama pensamiento de rebaño”, es decir, que una única visión se apodere de todo el proceso creativo, sin recibir aportaciones desde otras perspectivas, lo cual tiende, lamentablemente, a la creación de un pensamiento único.

“La reducción de las relaciones interpersonales en el ámbito laboral pone la innovación y la creatividad en riesgo. Eso es algo que debe preocuparnos mucho de cara al futuro y a lo que los empleadores deben pensar cómo poner remedio”, aseguró Williams. Otro de los efectos sobre las relaciones laborales de este año de pandemia es que ha permitido que los trabajadores puedan ser más “auténticos” en el lugar de trabajo “y mostrarse tal y como son, como demuestra el hecho de que uno de cada seis reconoce haber llorado enfrente de uno de sus colegas”.

Los empleadores deben posibilitar el teletrabajo a sus empleados en todas las funciones donde sea posible, siempre que la actividad lo permita, afirma el reciente acuerdo suscrito por la canciller, Angela Merkel, y los jefes de los 16 Ejecutivos regionales. El objetivo es doble. Por un lado, una “nueva reducción de los contactos epidemiológicamente relevantes en el contexto laboral”. De otro, la descongestión del transporte público en las horas punta para posibilitar que también en los metros, tranvías y autobuses se pueda mantener la distancia de seguridad.

Un estudio de la Universidad de Mannheim estima que cada punto porcentual de teletrabajo más puede rebajar hasta un 8 % la tasa de infección, al sumar los contagios que se producen en el trabajo con los que tienen lugar en el traslado. Muchos de los contagios se producen en trenes, autobuses, restaurantes, cafeterías, y otros lugares de mucha concurrencia. Las Iglesias, en general, también son fuentes de contagio del COVID-19.

E-mail: [email protected]

Afficher plus

Articles similaires

Laisser un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.

Voir Aussi
Fermer
Bouton retour en haut de la page