Campamentos de Tindouf Confiscan infancia y esperanza

0
Se confisca la infancia y la esperanza y se deporta a menores de corta edad a Cuba

 

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, internada hace 11 meses en un hospital de Nuakchot, antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… La situación de la población de estos campamentos es real y potencialmente inquietante. Atada a la vida, la gente se pregunta con qué derecho fue sometida a tantas humillaciones y a tantos atentados contra su dignidad saharaui. Cunde la desconfianza y la parquedad. Desaparecen trágicamente la solidaridad, la fraternidad y el amor al prójimo. La gente no busca más que sobrevivir para el día siguiente con la eterna pregunta de que si alguna ayuda humanitaria internacional u otra limosna haya llegado al campamento y, sobre todo, si les va a poder llegar parte de ellas.

Ya casi nadie ignora en estos campamentos lo que es Argelia, su Polisario y lo que pueden… Tiempo de alucinar, justo el deseo de calmar la tormenta en los campamentos. Difícilmente se puede prever lo que va a ser la relación entre ele régimen argelino y la población de estos campamentos, rehén y martirizada durante 43 años por sueños hegemonistas de un ajeno.
Hijos de corta edad militarizados, evangelizados, deportaos (a Cuba) y confiscada su infancia y su esperanza.
El Polisario: juna de las más feroces bandas violentas contra sus propios antes de los extraños.
Argelia detrás, Cuba y África del sur al lado y un sinfín de crímenes aun por pagar. Queda poca cuerda y casi todo el mundo en estos campamentos comenta. Argelia, patas arriba, busca enemigos imaginarios y un Polisario descubiertos sus tráficos, derrama lágrimas de cocodrilo.
i.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here