Cronica desde TindufFeatured

Campamentos de Tindouf Preguntas…preguntas

 

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, internada hace 11 meses en un hospital de Nuakchot, antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… excluyente, selectiva y casi exclusivamente con una Ínfima parte de los saharauis. 

Excelente pregunta de una anciana hace un par de días a uno de las voces de su amo argelino cuando trataba de explicarles “la situación que prevalece en el Sahara:
  • ¿Y cuanto tiempo vamos a quedarnos así?
El improvisado “ideólogo” no ha encontrado respuesta o no tenia permiso del mentor argelino para contestar. De repente, otra pregunta (reflexión)
  • Es que llevamos casi 43 años escuchándola misma canción
Era como si la buena mujer quería decirle que si no nos movemos nos quedaremos aquí eternamente
Buena reflexión porque hay dos vías, no hay, por más que lo imponga el régimen argelino por sus propios y exclusivos intereses de toda índole, una tercera vía: U optar por la vuelta al país: Marruecos que les espera con ansias y las manos tendidas o permanecer el resto de sus vidas y las de sus hijos y nietos en estos inhóspitos campamentos argelinos.
En estos campamentos de Tindouf los discursos del Polisario suenan huecos, sin ánimo y con una fuerte carga de decepción y parquedad.
“Los únicos polisarios que aun quedan son los que no conocen lo que es el Polisario ni sus relaciones con el régimen argelino”. esta vea era un jovencito de menos de 20 anos quien describía así la situación, haciendo alusión a los vende patrias del interior.
El Polisario ha entrado en una avanzada fase de descomposición, constituyendo una real y potencial amenaza a la paz y la estabilidad regionales.
Los hay que por nada dejarían escapar tan lucrativos dividendos.
 
 
 
Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page