Campamentos de Tindouf Sensación de inseguridad

0
En Tindouf pero convergiendo sus tristes miradas hacia su pais: Marruecos

 

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, internada hace 11 meses en un hospital de Nuakchot, antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… excluyente, selectiva y casi exclusivamente con una Ínfima parte de los saharauis.

Ha vuelto a cundir en estos tristes campamentos la sensación de inseguridad. La gente comenta con diferente grado de inquietud los fuertes indicios de que el régimen argelino desea deshacerse del Polisario y de estos campamentos.
La gente está preocupada y un comienzo de desbandada es perceptible en algunas “Wilayas” con familiares en aras del “poder” en la banda.
A la mayoría no les sorprendería si mañana o pasado las autoridades argelinas procedieran, como lo hacen desde hace meses, con  los subsaharianos a glaciar los campamentos y a valorizar la zona.
A odas luces el Polisario no es rentable y constituye la principal causa de la quiebra de Argelia, antaño prospera y casi superpotencia económica. Era antes del espejismo polisarista. Hoy, aunque aun discretamente se levantan voces dentro y fuera del ejercito a enmendar este error y rectificar el tiro.*
Sin presente ni futuro, nunca tuvo un pasado la banda del Polisario se hace cada vez más carga sobre los hombros del contribuyente argelino. Conflicto de intereses, solo algunos altos pandos militares  disfrutan de jugosas comisiones de la ayuda humanitaria internacional.
El momento de la verdad… Queda Marruecos, al alcance de la mano y con sus brazos abiertos par en par para recibir a sus hijos rehenes de un anquilosado régimen, impregnado de odio y rencor hacia todos…