América LatinaCrónicasFeatured

Cancelación de Cumbres APEC y COP25 en Chile Dr. Mario H. Concha Vergara, Ph.D. – Director de la CORPORACION DE ESTUDIOS SOCIALES POLITICOS Y ECOLOGICOS DE CHILE O.N.G. OLOF PALME

 

APEC Chile 2019 sería la reunión anual del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico que estaba planificada para realizarse en Santiago de Chile en noviembre de 2019.​ Sería la segunda oportunidad en que Chile realice el evento, tras la cumbre de 2004. Esta reunión se suspendió al mismo tiempo que la COP25.

La XXV Conferencia sobre Cambio Climático de la ONU, oficialmente 25.ª Conferencia de las Partes y 15.ª Conferencia de las Partes en calidad de reunión de las Partes en el Protocolo de Kioto  más conocida por la sigla COP25. Esta estaba originalmente planificada para realizarse en Brasil, pero el gobierno de ese país desistió a fines de 2018. Chile asumió la organización del evento, que sería realizado en el parque Bicentenario de Cerrillos, en Santiago. ​Sin embargo, el gobierno de Chile suspendió la realización de la conferencia a poco más de un mes de su celebración, debido a la serie de protestas que están ocurriendo en el país.

El 30 de octubre el presidente Sebastián Piñera informó sobre la cancelación de las cumbres de APEC y COP 25 las cuales se realizarían en noviembre y diciembre, respectivamente. No es  un misterio que el clima de convulsión que vive el país desde hace más de 15 días al escribir esta crónica, lo cual podría significar graves problemas de seguridad para las delegaciones de todo el orbe que aterrizarían en suelo nacional.

La Moneda[1] suspendió la realización de ambas actividades ya que en las principales ciudades del país, en especial en donde se desarrollarían actividades de la APEC y COP25, se desarrollan diariamente fuertes protestas en contra del sistema neoliberal del país. Además, a esto se han sumado violaciones a los Derechos Humanos (DD.HH.) así como violencia física en contra de policías y militares. Ha habido muertos y heridos, toque de queda y Estado de Emergencia, lo cual no podía garantizar el libre tránsito de los visitantes y participantes a estos eventos internacionales. Hoy 1 noviembre solo en la ciudad de Santiago se han reunido más de un millón de personas manifestando pacíficamente; a pesar de ello, la policía ha llevado personas detenidas y han usado lo chorros de sus carros lanza aguas y lanza gases, además de usar vals de goma, para dispersar a la gente.

Respaldo y duras críticas: las diversas reacciones políticas tras cancelación de la APEC y COP25

Claudio Fuentes, académico de la Universidad Diego portales y doctor en Ciencia Política opinó, que “no hay una suficiente seguridad y estabilidad en el país como para realizar esos eventos internacionales”. El piensa que no hay una ganancia “neta” para el movimiento social, “porque de hecho algunas organizaciones de la sociedad civil medioambiental estaban buscando precisamente que se hiciera en Chile esta reunión para mostrar al mundo los problemas que existían en Chile”. Sumado a esto, dijo el decano: “La marca Chile está afectada al tener militares en la calle (…)”

Para Claudia Fuentes, docente Departamento de Política y Gobierno de la Universidad Alberto Hurtado, “Chile pierde una oportunidad de discutir temas medioambientales para el desarrollo nacional”, debido a la falta de seguridad imperante.

El aporte fiscal de la  APEC y COP25: aporte fiscal alcanzaba los 55 mil millones de pesos chilenos

“Por una parte ya lo está debido a lo que estamos viendo en cuanto a violación de DD.HH. por parte de agentes estatales, eso ya generó una profunda grieta en la imagen internacional de Chile, pero seguidamente también creo que cancelar este tipo de reuniones significa que Chile no tiene las capacidades para dar las seguridades mínimas a quienes participan de esta reunión (…) creo que es un efecto que va a durar”, agregó Fuentes, quien aceptó que  “Lo único positivo es (…) quiero dejarlo claro, que fue una buena decisión (…) del Presidente cancelar estos dos eventos (…) ya que no estaban (…) las condiciones para realizarla”.

La ONU ha lamentado la decisión del gobierno chileno, mientras la Alta Comisionada de DD.HH Michelle Bachelet, ex presidenta de Chile enviaba una Comisión de tres personeros para investigar las violaciones a los DD.HH.

Francisco Vicencio, investigador del Centro de Políticas Públicas de la Universidad Andrés Bello, manifestó que “dada la situación política y social en la que se encuentra el país, lo más prudente era que la cancelaran, (las actividades internacionales) considerando el riesgo que implicaba, el riesgo de manifestaciones sociales que podía denotar, por ejemplo, la visita de Donald Trump en Chile y también los riesgos de seguridad que implicaba la realización de ambas cumbres (…) el riesgo era bastante fuerte”. Esta opinión, obviamente es un respaldo a la decisión gubernamental; sin embargo la ONG Greenpeace se lanzó en picada contra Piñera por cancelación de COP25 en Chile manifestando que hacía un “Papelón internacional”:

Octavio Avendaño, académico Departamento de Sociología de la Universidad de Chile, aseguró que “es difícil hablar en términos de ganadores y perdedores cuando se trata de la suspensión de un evento de esta naturaleza”.

La Cámara de Comercio de Santiago piensa  que la suspensión de ambas actividades sólo suman más daño a la imagen del país: “La primera pregunta que uno podría hacer, en el caso del APEC, es quiénes ganan. Ganan los empresarios, gana una parte de la sociedad chilena que se beneficia de ciertos tratados de libre comercio (…) en términos temporales, iba a concitar varios riesgos porque lo más probable es que las movilizaciones actuales se prolongaran hasta esa fecha (…) sería un momento para agudizar aún más el fenómeno de la protesta social teniendo en cuenta las visitas de algunos mandatarios, entre otros, Donald Trump” quien no es muy querido por el pueblo de Chile.

“Esta movilización está demostrando tener un enorme impacto porque está obligando al Gobierno a tener que modificar su propia agenda y en ese sentido podríamos decir que si hay un ganador, es precisamente aquel ciudadano o aquellos ciudadanos que se están movilizando”. Sin embargo, el gobierno no quiere entender que las protestas son por cambios estructurales profundos, aunque los comunistas y otros afiebrados quieren la renuncia del gobierno lo cual agravaría aun más la situación pues el país quedaría acéfalo ya que nadie quiere al Presidente del Senado quien tendría que reemplazarlo.

El profesor de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad de Chile Andras Uthoff, dijo que existían factores hasta ahora no tocados. “(…) hoy en día la situación de las grandes masas del país están sintiéndose insatisfechas o no conforme al modelo que se estaba llevando a cabo (…) era una variable que no estaba asegurada”. “Bueno, como la gente acá estamos acostumbrados los últimos 40 años a hablar del mercado y de la gente, obviamente los mercados son mafiosos, pero lo que pasa es que antes los mercados no estaban nerviosos, porque nerviosa estaba la gente. O sea, hoy día hay que hablar con la gente y no con los mercados y una vez que hablemos con la gente hay que ver si se calman los mercados, ojalá que sea así”. “(…) hay que ser muy cauteloso en identificar dónde están los verdaderos líderes que van a mejorar lo que está pasando no solo en Chile, sino que en la región entera, y claramente líderes como Sebastián Piñera, que puede ser un muy buen empresario, no son líderes para manejar un país”, añadió Andras Uthoff.

El economista Osvaldo Rosales, quien trabajó en las firmas de tratados de libre comercio con Estados Unidos y la Unión Europea, valoró la decisión presidencial: “es un acto de realismo por una parte, pero por otra parte es un tremendo fracaso político, particularmente a la imagen de liderazgo internacional que el Presidente Piñera pretendía construir”. “Esta es la primera vez que APEC debe suspender la cumbre de líderes y por tanto, esto habla a las claras de la magnitud de la crisis social y política que vive Chile y de las dificultades de gobernabilidad que este gobierno de derecha genera”. Por su parte la APEC apoyó la decisión del presidente  Piñera de suspender cumbre 2019 y anuncia que la de 2020 se hará en Malasia.

Lo más trivial, es que esto va a afectar el negocio de turismo, la hotelería, restoranes, comercio, más que seguro habían muchas pymes, muchos emprendedores que habían diseñado proyectos interesantes, creativos para aprovechar este momento lo cual va a generar un gran impacto económico a ese nivel.

Rosales añade que “(…) claramente pasar en menos de diez días de ser “un oasis” a ser un país que no está en condiciones de auspiciar a una cumbre internacional, da cuenta justamente de cuán equivocado estaba el Presidente en ese diagnóstico y de la necesidad de que todos juntos le demos las condiciones para salir de esta situación y todo indica que eso implica un plebiscito, una asamblea constituyente y construir un Chile más justo para todos”. Esto último es lo que más se plantea en el ámbito público pues hay que recordar que la Constitución vigente de Chile es heredada del írrito gobierno del dictador Pinochet.

Manuel Melero, presidente de la  Cámara Nacional de Turismo,  consideró que cancelar ambas cumbres “es una mala noticia, porque justamente para estos dos eventos -APEC y COP- se esperaba una afluencia muy considerable de visitantes extranjeros, miles de ellos y el turismo, hotelería, la gastronomía se había venido preparando, haciendo cursos de dominio del idioma inglés a sus trabajadores”.

Para Melero se pierde todo “(…) todo un esfuerzo grande durante meses para recibir esto, de que nos sentíamos muy orgullosos como país de recibir a los gobernantes de las principales potencias del mundo con las cuales nosotros comerciamos, que son destino de nuestras exportaciones (…) bueno, esos dos eventos tenían mucha importancia para el turismo, para el empresariado, la inversión extranjera, pero ahora no se van a poder hacer y yo creo que el resultado es lamentable (…) digámoslo con entera claridad, y creo que el gobierno hace bien en sincerar eso”.

 “Entonces el Gobierno bien valiente, bien consecuente y no queremos engañar a nadie. Imagínese usted si hubieran venido estos visitantes extranjeros en medios del caos que está en nuestras ciudades, con las manifestaciones, la violencia descontrolada, es imposible recibir a visitantes extranjeros en estas condiciones y eso es muy doloroso, muy lamentable para Chile. Yo lo digo con profunda desazón”.

“La pérdida de turistas ha sido considerable. Hay zonas del país, que a mí me han reportado, cancelaciones de reservas sobre el 80%, o sea que estaban confirmadas y se han deshecho y los turistas (…) es una pérdida brutal (…) para la gastronomía también”. Debemos recordar que Chile siendo un país de apenas 19 millones de habitantes tiene casi medio millón de trabajadores en el ámbito turístico, lo cual no es menor.

Pamela Figueroa, académica de la  Usach en Estudios Americanos estimó que la cancelación de las cumbres “fue una decisión bastante forzada por las condiciones que hoy día vive el país, fundamentalmente por la crisis que llevamos ya casi dos semanas, también por las denuncias de violaciones a los derechos humanos que impactan mucho”.

“(…) en el fondo lo que se ve es que el Gobierno no tuvo la capacidad de solucionar la crisis y de generar una estabilidad mínima para que estas actividades que estaban comprometidas como país pudieran realizarse en Chile. (…) Yo creo que esto es algo que tenemos que evaluar bien como país y buscar los mecanismos de generar la estabilidad para poder resolver esta situación”.

Tomás Flores, ex subsecretario de Economía y actual académico de la Universidad Bernardo O’Higgins, manifestó que “Seguir adelante con una actividad en esta situación política genera un riesgo que finalmente pueda terminar en un episodio bochornoso toda la actividad y se tenga que suspender con las personas estando acá”.

 “A varios países les ha tocado en algún momento de su historia enfrentar cosas como esta, como le pasó a Ecuador hace algunas semanas atrás y al mismo Francia que también estuvo dos meses con protestas. Y uno espera en ese contexto que renuncien ministros, que cambien gabinete, tal como ha ocurrido en esas ocasiones, pero ya la caída de un presidente, claro, ya es algo distinto y te puede generar, como en el caso de Argentina, con De la Rúa, una crisis mayor”.

Sobre la suspensión de la APEC, el ex diputado y candidato presidencial del Partido Para la Democracia, Jorge Tarud, aseguró que “no hay nada positivo”. “Esto es noticia internacional que ciertamente va a causar impacto porque revela que la situación que está atravesando Chile es grave, porque suspender evidentemente un evento tan importante que reúne a 20 jefes de Estado, entre ellos Putin, Trump, etcétera, bueno, es una noticia negativa. De positivo no tiene nada”.

 Al referirse a los gastos, Tarud indicó que “(…) el costo de la COP 25 llegaba a 100 millones de dólares. Era más que APEC que iba a costar 50, o sea, no tienes tanto ahorro porque ya se ha gastado harto, ya han habido reuniones del ministro de finanzas (…) el país que es huésped le paga la pieza al hotel, te ponen seguridad, o sea ya se ha gastado gran parte de esa plata”. Tarud continuó con su fuerte crítica diciendo que “(…) este gobierno ha desmejorado y deteriorado nuestra imagen internacional desde el principio. A ver, Jorge Alessandri fue un presidente de derecha, ¿te lo imaginas yendo a pararse en la frontera en Cúcuta?”.

 “(…) el gobierno está sin brújula, es un gobierno que reacciona, pero en forma tardía. No saben qué hacer. Está claro que hay gallos que quieren la cabeza de Piñera, pero resulta que los que quieren la cabeza quieren desgobierno y eso es grave”. (Con eso Tarud se refería obviamente al Partido Comunista y a otros cabezas calientes de Chile). “Hay un descrédito generalizado del mundo político, la gente no le cree a nadie. Ni a la derecha, ni a la izquierda, la gente no le cree a nadie. ¿Viste a algún político o parlamentario en las marchas? ¿Viste a algún dirigente de partido? ¿Viste alguna bandera de partido? Nada, el hueón[2] que sacaba una bandera lo hacían m… (…) Boric lo único que hizo fue porque había muy poca gente y fue a provocar a los milicos, y yo creo que se arrepintió después”.

(…) es un problema muy serio cuando en una democracia tienes un Presidente que no tiene más de 10 puntos, porque la Cadem le pone más (…) tienes un presidente absolutamente sin credibilidad, tienes un parlamento totalmente desprestigiado y desacreditado, tienes a todas las instituciones del país que han sido tocadas de una forma u otra (…) ¿cómo salimos de esta?”. La opinión de Jorge Tarud es una de las más claras del mundo político del país y lamentablemente es atacado desde su propio flanco político por haber atacado a los corruptos del PPD.

Hay personas como Flavia Liberona que  participó del grupo asesor para la COP 25. Y, a diferencia de los anteriores, calificó la decisión presidencial como “apresurada”. Dijo que “es una decisión unilateral (…) Entonces, en ese sentido, a nosotros nos parece que es un poco apresurado y lo segundo, para fundamentar esa misma cosa, cuando se suscribió el acuerdo de París, en París -2015- habían habido atentados terroristas en París y todos los puntos estratégicos de la ciudad había resguardo militar y la COP se hizo igual y la decisión de hacerla o no hacerla estuvo pendiente de un hilo hasta dos semanas antes”. El único problema es que Liberona no consideró que Francia es una potencia mundial y como tal tiene efectivos necesarios para enfrentar este tipo de situaciones; por otra parte, no considera que la cultura chilena y francesa sea diametralmente opuestas.

La suspensión de la COP25 es, según Liberona: “(…) esto es muy grave en términos de la negociación climática mundial. O sea, independiente de las condiciones de Chile y el estallido social, es muy grave (…) esta cuestión es súper complicada en términos de negociación internacional, más allá del escenario nacional”.

El problema de Chile es grave. Los chilenos están llevando a cabo asambleas populares, reuniones de vecinos, y otras actividades para decidir el camino a tomar. Muchos se inclinan por organizar una Asamblea Constituyente Plenipotenciaria para cambiar la Constitución pinochetista. Por ahora aumentan los heridos y muertos y lo que no se sabe es cuando amainarán las protestas pues el gobierno parece sufrir de sordera.

e-mail:conchamh@gmail.com

[1] Palacio Presidencial de Chile, ubicado en Santiago

[2] Hueón, huevones, huevada, típicos insultos chilenos, aceptados por la Real Academia de la Lengua Española

Show More

Related Articles

Close
Close