Cronica desde TindufCrónicasFeatured

Carta de un genocida ¡El colmo de la insolencia!

Con acento argelino

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de argelinos de Tinduf y víctima de laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… La situación de la población de estos campamentos es real y potencialmente inquietante. Atada a la vida, la gente se pregunta con qué derecho fue sometida a tantas humillaciones y a tantos atentados contra su dignidad saharaui. Cunde la desconfianza y la parquedad. Desaparecen trágicamente la solidaridad, la fraternidad y el amor al prójimo. La gente no busca más que sobrevivir para el día siguiente con la eterna pregunta de que si alguna ayuda humanitaria internacional u otra limosna haya llegado al campamento y, sobre todo, si les va a llegar.

Un vulgar ex chivato franquista y actual chivato argelino, genocida, objeto de mil y una orden de detención por los genocidios causados y la tortura infligida.

Este personaje desvergonzado se atreve, seguramente por instrucciones de su jefe, el argelino, Ammar Bellani a “opinar”, él que, por incapaz de opinar, nunca ha opinado, dejando a sus amos los generales argelinos a opinar en su lugar y en el de sus acólitos de la Legión extranjera del ejército argelino que es el Polisario.

Chivato, aunque se vista de “presidente” chivato se queda. Por lo demás, el Consejo de Seguridad se ha encargado de opinar y en Mauritania hace poco, en Tanzania hace días y ayer en la República Democrática del Congo voces africanas claman en voz alta y en mayúscula que la Unión Africana no debe ser apta a vulgares milicias a sueldo de un miembro y que no aporra absolutamente ningún valor añadido ni a la organización panafricana ni a su mentor argelino.

Intruso en España con pasaporte de sus amos, traduce su crisis de irritación ante el curso de los acontecimientos.

Bellani y todos los Bellanis saben que la UJA es la última estación de sus milicias.

Del mismo autor, entre muchos otros, en infomarruecos.ma:

  • Campamentos argelinos de Tinduf: Lógica de insensatez

  • Argelia/Marruecos: ¿De qué tema el Polisario?

  • Argelia y su teoría complotista Ya nadie lo cree…

  • Argelia sin su Polisario ¿Cómo sería?

  • Argelia y su Polisario: Hablar sin comprender

  • Campamentos de Tinduf ¿Insolación o ignorancia?

  • Argelia y su Polisario: Entre la realidad y la ficción

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page