CrónicasFeaturedIntegridad territorial

Caso Brahim Ghali: El Gobierno español no ha medido las consecuencias de su decisión (Observatorio Geopolítico)

Valoración

París – Map

Al decidir acoger al llamado Brahim Ghali, jefe de las milicias separatistas del Polisario, el Gobierno español parece no haber medido las consecuencias de su decisión frente a Marruecos, un Estado amigo y aliado, afirma Jean-Yves de Cara, presidente del Consejo Científico del Observatorio de Estudios Geopolíticos, centro de investigación en geopolítica y relaciones internacionales, con sede en París.

La revelación por la prensa de la presencia en España del jefe de los separatistas ha generado estupor en las relaciones amistosas de Marruecos con las autoridades del Gobierno español, señala Jean-Yves de Cara, también abogado en el Colegio de Abogados de París.

« Está claro que el Gobierno socialista de Pedro Sánchez no ha medido las consecuencias de su decisión de acoger al jefe criminal de un movimiento separatista hostil a un Estado amigo (Marruecos), aliado en la cooperación en materia de seguridad y lucha contra el terrorismo y también importante para la cooperación económica, comercial, social y cultural », afirma el experto en un análisis, publicado este jueves, bajo el título « Caso Brahim Ghali: el paso en falso del régimen socialista español. »

Destacó en este contexto que « los gobiernos extranjeros son conscientes de la capacidad de Marruecos en materia de investigación e información y de su eficacia en las operaciones antiterroristas, reconocidas por numerosos Estados, entre ellos Estados Unidos, Francia y Alemania. Este último, al que se le pidió que se hiciera cargo de la persona en cuestión, no tomó ninguna medida ».

Para el presidente del Consejo Científico de la OEG, « las mediocres ventajas electorales, políticas o comerciales ligadas al gas argelino no deberían pesar sobre estas consideraciones de seguridad y estabilidad regional », preguntándose si las autoridades españolas mostrarán valor para encontrar una solución a este asunto.

Mientras se le procesa en España por los delitos de genocidio, asesinato, terrorismo, torturas, secuestros, abusos sexuales y violaciones cometidos contra personas secuestradas en los campos de Tinduf, pero también contra ciudadanos españoles, Brahim Ghali « no puede salir del territorio español sin responder por los delitos que se le imputan », afirma Jean Yves de Cara.

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page