CrónicasFeaturedMarruecos, Aquí, Ahora

 Coyuntura: Esta lluvia que devuelve la sonrisa

Fuente de la vida

En parecida fecha del año pasado era deprimente leer la prensa y soportar su leitmotiv “estrés hídrico” o “desolador panorama del campo …”.

Este 2022, hamdulilah, la terminología es más grata y más atractiva.  Las últimas lluvias observadas a partir de noviembre anunciarían un comienzo favorable de la campaña agrícola 2022-2023, tras un año de sequía, según la Dirección de Estudios y Previsiones Financieras (DEPF) dependiente del Ministerio de Economía y Finanzas.

Dios Es Generoso y Omnisapiente. Pero no debemos olvidar aquella situación que, de hecho, se repite, en los paises, como Marruecos expuestos a frecuentes déficits pluviométricos.

O sea: Que debemos (los poderes públicos y la colaboración ciudadana) a obrar para paliar las situaciones extremas. Economía del agua, exploración de nuevos recursos como la desalación del agua del mar y rentabilizando el agua de la lluvia con una ordenación del alcantarillado de las ciudades y localidades del país para permitir almacenar el agua que se desperdicia en las carreteras y en los caminos, entre otros.

Con voluntad política y popular nada es imposible. Que Dios Siga colmándonos con sus bienes.

Jihane.jedidi02@gmail.com

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page