CrónicasEn voz altaFeatured

  De Qatargate a Eurogate: Injerencia e “injerencia”: Geometría variable

Redundancia

Hoy, el Parlamento Europeo, aprobó dos enmiendas al “Informe sobre la implementación de la política exterior y de seguridad común – 2022”, una desfachatada injerencia, junto cuando este mismo parlamento y algunos de sus diputados socia…listos ponen el grito en el cielo contra la “injerencia” de Qatar e incluso de Marruecos en sus asuntos interiores.

Inaceptable, cuando se trata de otros. “Potable” cuando se trata de ellos.

Una escandalosa lección de dos pesos, dos medidas.

“Estas enmiendas, como lo subrayaba este mediodía AA.EE, llevadas y promovidas por círculos de probada hostilidad, se enmarcan en la campaña de ataques y hostigamientos que se lleva a cabo contra el Reino, por parte de quienes se sienten perturbados por un Marruecos que se desarrolla, afianza su protagonismo y se abre sin complejos sobre su entorno regional e internacional.

De hecho, no es fácil entender que esta marroquifobia se inscribiera en una simple y hasta “sana” vocación anti-marroquí.

De la opción de injerencia, huele a “injerencia” de una tercera parte, lo que hace que la injerencia del Parlamento europeo sea muy relativa e incluso perversamente selectiva.

Tratándose de Marruecos y algunas folclóricas voces desenmascaradamente anti-marroquíes por obvias razones, de la injerencia a derechos humanos no hay más que un ápice. No importa el curso judicial ni falta de cabales pruebas ni la identidad y vocación de las fuentes.

Resumiendo: Ni es la primera ni, a todas luces va a ser la última vez en que estos conocidos medios buscaran al gato la quinta pata entre la UE y Marruecos.

El desenlace no va a ser ni distinto ni distante de las veces anteriores. Redundantes quijotadas contra molinos de viento. Queda por conocer quién es el Don Quijote de turno.

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page