América LatinaCrónicasFeatured

DIA DE LOS ENAMORADOS 2021 Elías D Galati (Argentina)

 

Si la vida no es un acto de amor no vale la pena vivirla.

Me he preguntado porque el día de los Enamorados, más allá de la figura de San Valentín y sus agallas para enfrentar al poder, con la fuerza del amor, porque todos los días es el dia del Amor.

Es posible que allí esté la clave de la celebración, pero también la clave de la vida.

La existencia es un don, un bien imposible de compensar, por lo que nos hace a todos deudores irredentos de la vida, y nos pone en un camino que lleva a dar vida, física, espiritual.

La vida es amor, a pesar de todas las implicancias que tiene la transmisión de la vida, sus connotaciones materiales, sexuales, psicológicas y espirituales y los componentes de los dadores de vida.

La cuestión es comprender que la vida es un acto de amor, y obrar en consecuencia.

Hagamos un pequeño racconto de la vida, a ver si entendemos sus claves.

La gestación se produce en el seno materno, quién a pesar de todo lo que pueda pensar, sentir o decir, debe dar parte de sí misma para sostener y mantener la vida que está gestando.

Es un acto de amor, por donde se lo mire.

Luego el ser nacido, por las peculiaridades de la raza humana, nace indefenso; a diferencia de los demás mamíferos que reptan o se levantan para llegar a las mamas maternas, él no puede.

Como ha nacido sin estar totalmente terminado en su compleja estructura interior, y que adquirirá en relación con el entorno, lo que lo hará más vivaz e inteligente, no puede moverse.

Si no es ayudado perece. Debe ser llevado a la mama, porque por sí no puede. Un acto de amor por donde se lo mire.

Pero el ser crece, piensa, conoce. Es cierto que esta condicionado por el ambiente, por la familia, por su impronta, y por lo que ve, siente y le enseñan.

Entonces comienza a ser persona, a evaluar, a tomar conciencia.

El conocimiento le da libertad y responsabilidad, y le permite cotejar los estímulos a los que está sometido.

Y sentirá bondad, amor, ternura, como también rencor, odio, violencia, injusticia, discriminación, soberbia y avaricia.

Tendrá frente a sí, las dos caras de la vida, una cara dulce y feliz y otra adusta y feroz.

Ahí está frente al dilema de la existencia.

Vivirá enamorado o vivirá angustiado.

Debe elegir libremente hacia donde ir, que hacer, como comportarse y que proyectar para su futuro.

Si elige el amor, querrá a todos los hombres como hermanos; todos serán iguales en dignidad y oportunidad como él.

Sentirá que está en un sendero que todos recorren y del cual es también responsable, y que debe cuidarlos y cuidarse.

Estará al lado del otro, pero respetando su libertad, y desde el lugar que el otro eligió.

No querrá imponer, sólo predicará lo que entiende que es mejor y aceptará las opiniones de otros, que pueden hacerlo mejor.

Sentirá unido su destino, con el de los demás, y juntos recorrerán el camino hacia el  porvenir.

Todos los días y a cada instante del día, tendrá oportunidad de realizar actos de amor, hacia sí mismo, hacia los demás, hacia la naturaleza.

Un día si Dios o el destino lo permiten, encontrará su alma gemela, alguien  como él, dispuesto a compartir hasta lo íntimo de su corazón, y a dar vida.

No es un acontecimiento común, no siempre ni todos tienen la dicha de encontrarlo, pero el que lo encuentra anticipa el paraíso.

Entonces se entrega al amor, vive del amor y para el amor.

El amor es el motor de su existencia.

Decía San Agustín, ama y haz lo que quieras, porque si lo que haces lo haces por amor, es lo mejor que puedes hacer, es tu perfección.

El amor te perfeccionará, comprenderás que no hay mayor amor que dar, ni mayor felicidad que amar y hacer feliz a tu hermano.

Eso es el amor, la entrega de uno mismo, sin reciprocidad, sin vuelta, sin condición, sólo porque se debe amar.

Elias D. Galati

AMOR

Cubre tu cuerpo

la ternura de mis palabras

tu boca ardiente

enciende el fuego de la pasión

 

besar tus labios

es un camino que se desmadra

lleva a la gloria

culmina en el amor

 

tiembla la mano

acariciando aquello que guardas

cómo tesoro solo ofrecido

a quien entrega su corazón

 

Elías D Galati

Afficher plus

Articles similaires

Laisser un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.

Bouton retour en haut de la page