CrónicasFeaturedIntegridad territorial

El Polisario encaja en los planes del Estado Islámico en el Gran Sahara Por Hassan Achahbar

Tanto monta...

Hassan Achahbar experto marroqui en cuestiones latinoamericanas

El Polisario encaja perfectamente en los planes del Estado Islámico en el Gran Sahara (EIGS). El pasado 11 de abril, el portal “Ecs”, afín al separatismo saharaui, informó que “La República saharaui repatriará a más de 100 de sus ciudadanos varados en la frontera norte del Sáhara Occidental con Mauritania”.

   Sabemos todos, y lo mismo lo sabe cualquier escolar, que Mauritania limita al Sur con sólo dos Estados: Senegal y Mali. También se sabe que este último país es escenario de una fuerte puja entre las organizaciones rivales Estado Islámico (EI, Daech) y Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI) que se disputan el control de la región del Sahel.

   Lapsus o no el de “Ecs”, con esa primicia surge la pregunta pertinente respecto de cual puede ser el verdadero objetivo de la masiva presencia de “ciudadanos saharauis” en una zona insegura y permanentemente hostigada y azotada por el terror, la violencia y los conflictos inter-tribales.

   La información toma cuerpo y forma con el paso del tiempo. En el mismo contexto y sólo cuatro días después, el diario madrileño La Razón reportó “duros enfrentamientos armados” entre el Estado Islámico y Al Qaida en diferentes zonas de Mali. Agregó que uno de los grandes objetivos del EI es “la creación de una zona franca, entre Mali y Níger en la que poder montar sus bases operativas” para “desde allí, organizar atentados contra occidente”.

   Consultadas por La Razón, fuentes occidentales (entiéndase Inteligencia), destacaron que el líder del Estado Islámico en el Gran Sahara (EIGS), Abu Walid al-Sahraoui (él mismo salido de las filas del Polisario), “contrata a nuevos combatientes entre las tribus del Sahel con la promesa de que el botín que obtengan en la batalla será para ellos”.

   La clave radica pues en la relación que Abu Walid al-Sahraoui sigue manteniendo con los cabecillas del Polisario y sus bases y en las irresistibles ofertas de trofeos obtenidos en la batalla, que reciben del jefe del EIGS a cambio de reclutamiento de “combatientes”. El Polisario encaja perfectamente en los planes del terrorismo en el Sahel.

 

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page
Fermer
Fermer