CrónicasFeaturedFin de Trayecto

  El Polisario por dentro II- Testimonio ocular Mahfud Ould Sid Bih*

 

Dentro y fuera de los campamentos es un hecho de notoriedad pública:  Los “presidentes” del Polisario no son más que marionetas dirigidas por la cúpula y por Argelia, con el mismo modus operandi del resto de las dictaduras en el mundo y de la historia:

1- sometimiento con violencia de cualquier elemento que cuestione su esencia. En tiempos anteriores fue el Merkes Rashid, donde cualquier persona, aunque estuviera a favor de la “causa”, pero tuviera una opinión diferente al respecto de cómo hacer las cosas, sería enterrado para no ver la luz jamás, simplemente si te veían demasiado inteligente sentirían que eres una amenaza y tarde o temprano acabarían con tu vida, sobre todo, si esa inteligencia provenga de alguna tribu que no fuera rgueibat. Hoy en día esta represión se basa en el ataque mediático a toda oposición, lo primero acusando su financiación por Marruecos y lo segundo desacreditar cualquier idea tachándola de traición y posible pena de muerte o de prolongada temporada en la cárcel.

2- La maquinaria propagandística, empieza con los niños más pequeños con su adoctrinamiento en escuelas y sigue extendiendo sus tentáculos hasta otros continentes, con la historia repetida en bucle de todas las dictaduras, la opresión, el expolio, el enemigo siempre está al otro lado de la frontera y nosotros somos los únicos salvadores. La folclórica teoría de la conspiración y del enemigo exterior. El Polisario no permite que se toque a sus fructíferos e inmorales “negocios”.

3- Una estructura de gobierno que blinda a la cúpula, un solo partido político en el que los que están tienen que seguir estando, prácticamente son los mismos que hace 40 años, el hecho de quienes son y por qué están ahí no es por su experiencia en ciertos terrenos o nivel de estudios, es una cuestión más básica, cada cabeza de tribu siempre quiere que se riegue su jardín, si el único modo de robar es pertenecer al gobierno necesitas representantes de tu tribu en ese gobierno, en el caso de que no tuvieras ninguno de los tuyos, solo tienes que amenazar con llevarte a tu tribu a Marruecos o Mauritania y automáticamente te van a dar lo que quieres.

Con esa estructura te garantizas tener a los jefes contentos y si alguna oveja se descarría y arremete contra el Polisario solo con hablar con el jefe de tribu, lo silencia.

En los puestos relevantes dentro del Polisario tenemos la cúpula basada en generales y ministros después las embajadas y tesorerías de ministerios y por último segundos puestos en ministerios, cada tribu tendrá alrededor de 3 representantes (uno en cada escalón) a diferencia de algunas excepciones.

Dentro de esto, para aparentar un equilibrio, pero sin perder poder, Rgueibat se reserva la presidencia y el ministerio de defensa por si algún día las cosas se ponen feas, dejando el “parlamento” y la jefatura del “gobierno” a otras tribus (como al final todo es una farsa y se va a hacer lo que digan ellos pues les da igual).

*Seudónimo e quien revelará su verdadero nombre en el ¡momento oportuno

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page