CrónicasEn voz altaFeatured

El Polisario y los dirigentes argelinos con las manos en la masa  

Malversación

Como era de esperar, la verdad estalló finalmente en el rostro de los dirigentes polisaristas y argelinos con una campaña internacional sobre el destino de los millones de dólares, que Europa, en su gran clemencia, concede como ayuda humanitaria a los secuestrados en los campamentos argelinos de Tindouf.

   Una nueva revelación sacada directamente de la oposición interna a la banda separatista que proporciona pruebas de apoyo, desde los campamentos de Tinduf, de que la cúpula del Polisario y las autoridades argelinas se han atascado hasta la glotis de la ayuda internacional, hasta la fecha, 11 de agosto de 2020, no ha llegado ningún equipo médico para equipar los raros dispensarios de los campamentos en Tinduf.

   Este atraco a gran escala orquestado por responsables argelinos y polisarios para necesidades comerciales constituye un verdadero crimen contra la Humanidad y es por eso que muchas asociaciones humanitarias, así como muchos Estados, han pedido infructuosamente a la Media Luna Roja argelina: interlocutor único de los donantes, que facilite, a la mayor brevedad posible, un informe detallado sobre los motivos de la desaparición en la naturaleza de las ayudas destinadas a los campamentos de Tinduf.

   Ante este clamor internacional, la llamada Media Luna Roja Polisaria reveló, por otra parte, haber recibido en los últimos meses una suma astronómica de la Unión Europea, Alemania, Suiza, Canadá, Noruega, Suecia, Italia y algunas comunidades autónomas de España. A esta lista en divisas fuertes se pueden agregar las 300 toneladas de alimentos y suministros médicos enviados por Argelia durante el Ramadán.

   Cabe señalar que esta llamada ayuda de los responsables argelinos solo confirma su condición de protector maligno del Polisario a quien albergan, arman, financian y mantienen totalmente bajo su influencia maligna.

  De hecho, esta crisis de salud es una bendición para el Polisario, ya que le ha permitido malversar 12 millones de dólares de ayuda internacional en tan solo unos meses. Una gran suma que no deja de suscitar interrogantes entre los secuestradores en los campamentos de Tinduf, mientras que los “hospitales” carecen de equipamiento básico para hacer frente a la propagación de la pandemia de COVID-19.

   Sea como fuere, es poco probable que esta total ausencia en el ejercicio de transparencia realizado por la llamada Media Luna Roja Polisaria acalle las preguntas, mientras que la población de los campamentos aún no ha visto el impacto concreto de estos 12 millones euros sobre su exiguo diario.

   Es más que seguro que la ayuda internacional destinada a los secuestrados en los campamentos de argelinos de Tinduf es lamentablemente malversada para ser encaminada a los zocos de Nouakchott o a Mali o Tchad para alimentar alegremente sus cuentas bancarias repartidas por Europa y en algunos otros países del mundo.

   Por otro lado, y ante la actual indignación generada por el continuo desvío de la ayuda humanitaria europea destinada a la población de Tinduf por el Polisario y Argelia, la revista “Insideover” investigó detalladamente esta cuestión, lamentando “esos millones de euros italianos que se esfumaron”.

   La MAP hizo referencia a esta revista indicando que: En un largo artículo publicado recientemente en esta revista especializada en temas internacionales, el periodista Mauro Indelicato repasa la historia de la creación del frente polisario “nacido en Argelia y financiado por el propio gobierno de Argel y que opera desde los territorios de Tinduf”.

   El autor del artículo relata cómo el ejército argelino está implicado en este conflicto regional y cómo obligó a la gente a trasladarse a los campamentos de Tinduf, recordando que la entidad títere creada por Argelia no goza de ningún reconocimiento internacional.

   El artículo también se refiere a la comprobada connivencia del polisario con el terrorismo islamista, recordando que fue en Tinduf donde nació y creció un tal Adnan Abu Walid Al-Sahrawi, uno de los miembros fundadores del grupo del Estado Islámico del Gran Sahara, vinculado a Daesh.

   Mientras tanto, añade el autor del artículo, la región de Tinduf sigue albergando campamentos donde están retenidas personas que carecen de todo “y es precisamente en este marco donde podría haber una importante cuestión política que concierne a nuestro país”.

   Mauro Indelicato señala que Italia es uno de los países que aporta fondos para los habitantes de estos campamentos, recordando que “el 5 de febrero pasado, un cheque de medio millón fue generosamente donado por nuestro país al Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas (PMA) en el marco de ciertos proyectos en beneficio de los campamentos establecidos en la provincia de Tinduf”.

   En este sentido, Mauro Indelicato menciona la imposición por el gobierno argelino de un impuesto del 5% sobre los fondos europeos destinados a los campamentos de Tinduf.

   “Se trata de sumas de dinero que acaban en los bolsillos de las autoridades fiscales argelinas y no llegan a sus destinatarios en los campamentos”, sostiene el periodista italiano.

   El mismo se pregunta, en este contexto, qué pasó con los 2,5 millones de dólares concedidos en los últimos cinco años por Italia a los habitantes de los campamentos.

   Asimismo, destaca que el número real y efectivo de beneficiarios de la ayuda humanitaria europea es otro motivo de preocupación a nivel del Parlamento Europeo, recordando que varios diputados plantearon la cuestión del censo de los habitantes que Argelia se niega a realizar.

Fuente: acmrci.com e Insideover 

Traducción: M.Gharbi

Afficher plus

Mokhtar Gharbi

Mokhtar Gharbi المختـــار الغربـــي Periodista صحافـــــــــي Tánger طنجــــــة Tel. mobil 00212 676743345 الهاتف Tel fijo 00212 539308362 www.infomarruecos.ma

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page