En vísperas de la 12° Reunión de alto nivel hispano marroquí

0

 Infomarruecos/Conacentomarroquí

Presentación:

   

Mokhtar Gharbi

Según todos los indicios, la visita del Presidente del gobierno español a Marruecos, la semana pasada, fue un gran éxito. Se trataron temas muy importantes, tanto durante la audiencia real como en el encuentro con el presidente del gobierno marroquí. Entre los cuales, la Reunión  del Alto Nivel entre España y Marruecos. En este sentido se ha acordado en esta visita la organización de la 12° edición el próximo año 2019 en la capital marroquí Rabat.

   En esta ocasión es muy importante recordar la última reunión, la 11° en 2015. A este respecto, no hay mejor que repasar los resultados de la cual.
  Lo hacemos volviendo, con un resumen, al análisis que hizo en su momento, el director de Infomarruecos, Said Jedidi.
Reflexiones y análisis de Said Jadidi.-
(Preparado para la publicación por Mokhtar Gharbi)  
      “Cuando estamos construyendo unas relaciones basadas en la confianza, empezamos por lo bueno, lo positivo, y para otros asuntos ya hablaremos más adelante”.
     No cabe duda, se trata de una nueva concepción de lo que deberían ser las relaciones entre los dos países y sobre todo una nueva metodología para zanjar las divergencias y los diferidos entre ambos.
     Una frase justa, una visión atinada y es, exactamente lo que faltaba entre Madrid y Rabat: Lo que nos une es infinitamente más importante y, sobre todo, urgente, de lo que nos separa.

    Una frase clave que ilustra el interés y la preocupación por la totalidad de las cuestiones entre los dos países, pero en un espíritu de distensión y de ser posible, de comprensión y consenso.

      En los comunicados comunes que sancionaron las 10 anteriores Cumbres (o como se ha acordado en llamar ahora) Reuniones de alto nivel entre España y Marruecos, en ninguna se había planteado la cuestión de las dos ciudades de Sebta y Melilia, en ninguna se había expresado en términos tan explícitos respecto al Sahara Occidental marroquí y en ninguna se había llamado de manera tan clara y elocuente al pan, pan y a la cooperación bilateral lo que es o debería ser.

11 Reunión de alto nivel hispano marroquí: “El espíritu de Madrid”
 
     “En relación al expediente del Sahara, las dos partes se han felicitado por la adopción por el Consejo de seguridad de la ONU la resolución 2218. 
      En este sentido, España saluda las iniciativas serias y realistas de Marruecos”. Párrafo en torno al Sahara del comunicado común que sanciona la 11 Reunión de alto nivel entre España y Marruecos.
      Nunca antes ni en Cumbres ni en reuniones ordinarias, el Gobierno español se ha expresado tan explícitamente al respecto.
     Por un lado se felicita de la adopción de la resolución 2218, que tanto Argelia como el polisario han considerado una auténtica “Nakba” (tragedia) en la historia del conflicto.
     Y se felicita y saluda “las iniciativas serias y realistas de Marruecos” en este expediente.
 
     Bastaría ver la valoración que han hecho Argelia y su domestico polisarista a lo que llama “nueva posición” de España respecto al expediente del Sahara para darse cuenta de que, entre España y Marruecos se avanza a pasos seguros, firmes reales y realistas: cooperación económica e identidad de puntos de vista sobre un amplio abanico de temas.
     De todas las Cumbres y Reuniones de alto nivel entre España y Marruecos esta Undécima (del  viernes 5 de junio 2015) ha sido la más exitosa, entre otras mil cosas, porque ha instaurado lo que podríamos llamar, desde ahora en adelante “el espíritu de Madrid” en alusión a la nueva metodología entre ambos gobiernos: “Cuando estamos construyendo unas relaciones basadas en la confianza, empezamos por lo bueno, lo positivo, y para otros asuntos ya hablaremos más adelante”, dijo el Jefe del ejecutivo marroquí.
     El comunicado conjunto reconoció «la ejemplar cooperación en materia de seguridad, que presenta un balance extremadamente positivo, gracias a la confianza mutua y la estrecha colaboración entre los servicios de seguridad», particularmente en la lucha contra el terrorismo, el tráfico de estupefacientes y la inmigración clandestina.
     “No hay marcha atrás en las relaciones entre España y Marruecos. Hemos abierto un nuevo camino. Vamos a demostrar que el Mediterráneo no es punto de separación sino de acuerdo y colaboración», se dijo en declaraciones sobre estas relaciones.
¡Más clara, el agua!
     No cabe duda, nueva terminología, nueva metodología en las relaciones bilaterales, nuevo discurso y un mensaje al futuro: condenados (o llamados) a entendernos…

      “Marruecos no es el gendarme de la Unión Europea, precisó Benkiran,  pero considera que tiene un papel, porque la emigración, tal como sucede en el resto del mundo, acaba a veces en tragedias. Entonces, impedir que eso suceda es también un deber. Parece que Europa no puede acoger a todos los que desean venir a instalarse en su territorio, y tiene razón. Tenemos una relación de amistad con Europa, y dado que somos un país muy cercano, eso nos obliga a desempeñar un papel para atenuar este fenómeno. Desde hace unos diez años tenemos un sistema que permite efectivamente limitar el número de personas que logran pasar al otro lado”
 ¿Participa Europa suficientemente?
  Ciertamente no, por supuesto que no: no participa lo suficiente. Es nuestro sistema el que ha evitado que las pateras, como pasaba antes, naufraguen en el Mediterráneo. Controlar y limitar este fenómeno nos cuesta muy caro, unos 60 millones de dólares al año si mal no recuerdo, y solo nos ha sido financiado por Europa una vez, al principio.
 “Marruecos, comprende a España, comprende el problema que tiene para tratar temas como el de Sáhara Marroquí; España conoce muy bien el tema, porque estuvo allí. Sabe que es parte de Marruecos. Pensamos que es legítimo que las posiciones evolucionen en el buen sentido, aunque haya intereses, relaciones con otros vecinos”.
          A una pregunta sobre si cree que prejuicios anti-marroquíes siguen existiendo en España, el ex “premier” marroquí respondió: “Le diré algo: jamás en mi vida recuerdo una sola vez que en mi casa, mi familia o mi barrio (y vengo de un medio popular) alguien haya tratado de ponernos contra los españoles. En Marruecos, y sobre todo en el norte, los españoles son bien percibidos, no son para nada un enemigo. Por otro lado el marroquí concibe su historia de manera positiva, el periodo colonial le duele, ya sea español o francés, pero lo asume y digiere y lo va olvidando. Ciertamente hay cosas que hacen más daño que otras, como lo que pasó en el Rif, pero en la globalidad el marroquí es un hombre que lo supera”.
     Desgraciadamente, en el otro lado (España) existen a veces ciertos activistas que han jugado sobre sentimientos tal vez muy antiguos y que ya no tienen razón de ser. Miremos al porvenir: el Mediterráneo como un mar que une y no separa, y en él las relaciones entre España y Marruecos convertidos en un ejemplo para los demás.
     Marruecos y España han cambiado mucho estos últimos años así como el contexto regional y global y las relaciones económicas hispano-marroquíes necesitan un nuevo discurso para contener una realidad, cada vez más compleja: un discurso de complementariedad y no de competitividad, de convergencia de preferencia en vez de divergencia, sin caer en la ingenuidad pero tampoco en la trampa de la real politik.
ESPAÑA, PRIMER SOCIO ECONÓMICO DE MARRUECOS
    Las nuevas interdependencias sociales están mejor administradas de manera cooperativa como la consolidación de una comunidad marroquí en España, o la gestión de la inmigración irregular.
   Sobre el plano económico, España se ha convertido en el primer socio comercial de Marruecos, donde domina el comercio intra-industrial e intrafirme. Marruecos, por su parte, se ha convertido en el noveno mercado mundial de España, segundo fuera de la UE, solo detrás de EEUU y naturalmente primer mercado africano para España. Las inversiones españolas en Marruecos son tan importantes, pero al contrario de lo que pasa con América Latina, las inversiones industriales dominan los servicios, donde subsisten las oportunidades. Las devoluciones de emigrantes continúan timando amplitud así como el turismo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here