Uncategorized

Esglobal Elecciones que vigilar 2017  Lino González Veiguel  

Ecuador, Alemania, Kenia o Irán son solo algunos de los países que este año celebrarán comicios. En esta lista se han incluido los once lugares en los que tendrán lugar elecciones que suscitan interés nacional e interancional. Mejor no perderlas de vista.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, junto a Lenin Moreno y Jorge Glas, tras registrarse como candidatos a las elecciones de 2017. (Juan Cevallos/AFP/Getty Images)

Ecuador

Tipo: presidenciales y legislativas

Fecha: febrero

¿Qué está en juego? Tras los diez años en el poder de Rafael Correa, su partido, Alianza País (AP) tratará de mantener el poder presentando a Lenín Moreno, que ya fue vicepresidente con Correa hasta 2013, como su candidato a presidente. Problemas para Moreno: aunque mantiene el liderato en algunas encuestas, su pérdida progresiva de puntos en intención de voto ha sido considerable en los últimos meses. Además, el candidato a vicepresidente que le acompaña, Jorge Glas, ha sido implicado por un medio panameño en un caso de lavado de dinero. Caso que se suma al escándalo de corrupción en la empresa estatal de hidrocarburos, Petroecuador. Sin olvidar que el bajo precio del petróleo ha complicado en los últimos años la marcha económica del país, que ha entrado en recesión. Un panorama que puede complicar las opciones del oficialismo no sólo en las presidenciales sino también en las legislativas. Según varias encuestas, los indecisos representan entre un 40% y un 60% de los votantes. Un alto porcentaje a repartirse entre los candidatos oficialistas y los otros candidatos con más opciones: Guillermo Lasso, de Creo-Suma, derecha liberal; Paco Moncayo, de Acuerdo Nacional por el Cambio, de centro izquierda y Cynthia Viteri, del Partido Social Cristiano.

Abogados demócratas en una protesta en Hong Kong contras las acciones del Gobierno central. (Anthony Wallace/AFP/Getty Images)

Hong Kong

Tipo: jefe Ejecutivo

Fecha: marzo

¿Qué está en juego? El actual jefe Ejecutivo, Leung Chun-ying, podría optar a un segundo mandato siempre que reciba el apoyo del Gobierno central, algo aún incierto teniendo en cuenta las críticas que está recibiendo su gestión. La tensión política en Hong Kong es alta desde la Revuelta de los Paraguas de 2014. Tras las elecciones legislativas del pasado septiembre, varios jóvenes candidatos independentistas obtuvieron escaños a pesar de que su nombramiento fue puesto en duda por las autoridades chinas, lo que desencadenó las manifestaciones más intensas desde 2014. Son los representantes de una joven generación entre la que está creciendo el descontento por el modo en el que Pekín gestiona el acuerdo “un solo país, dos sistemas”. La decisión de Pekín sobre qué candidatos se presentan a las próximas elecciones “presidenciales” será clave. No lo tiene fácil: encontrar un candidato que reúna requisitos tan contradictorios como servir a los intereses de Pekín y ser aceptado en Hong Kong por esa porcentaje de población creciente que se atreve incluso a pedir un referéndum sobre la independencia.

Geert Wilders en La Haya. (Robin Utrecht/AFP/Getty Images)

Holanda

Tipo: elecciones generales

Fecha: abril

¿Qué está en juego? No hay artículo sobre la ascensión del populismo en Europa en el que se no se mencione al partido holandés de extrema derecha Partido por la Libertad (PVV). Su líder Geert Wilders ha logrado situar a esta formación en cabeza de las últimas encuestas realizadas en el país, si bien es cierto que con escasa diferencia frente al partido del actual primer ministro Mark Rutte, liberal. En juego, además de una deriva xenófoba en Holanda, está la posible salida del país de la Unión Europea, el calificado como “Nexit”. Wilders culpa de los males de su país a los extranjeros y a Bruselas. Las encuestas más recientes muestran que el líder del PVV ha aumentado la intención de voto tras un juicio en el que se le acusaba de incitación al odio por decir que Holanda tiene un problema “con los marroquíes”. Haya o no sorpasso de la extrema derecha a la derecha tradicional, lo que parece casi seguro es que el Parlamento holandés que salga de las próximas elecciones estará muy fragmentado. Los sondeos, por el momento, han reflejado que el resto de partidos mayoritarios son proeuropeos.

Un manifiesto de la coalición de partidos de izquierda para las elecciones de 2017. (Thomas Samson/AFP/Getty Images)

Francia

Tipo: presidenciales

Fecha: abril

¿Qué está en juego? Pocos dudan a día de hoy de que la candidata del Frente Nacional, Marine Le Pen, pasará a la segunda vuelta de las presidenciales. Respecto a los otros candidatos, durante los próximos meses las dudas principales serán resueltas: la primera si François Fillon será capaz de aunar el voto conservador en torno a su figura, restando votos al Frente Nacional y la segunda si el candidato que nomine el partido socialista tras la renuncia de François Hollande será capaz de recuperar el pulso electoral que las encuestas dan por perdido. Por parte de los socialistas, el ya ex primer ministro Manuel Valls ha presentado su candidatura. No tendrá fácil lograr la nominación. Disputándosela, tendrá a varios candidatos entre los que destacan los antiguos ministros Arnaud Montebourg y Benoït Hamon, expulsados del Gobierno en 2014 por oponerse a las reformas propuestas por el propio Valls como cabeza del Ejecutivo. También despierta interés saber si Emmanuel Macron, que también ocupó un Ministerio, logrará traducir su ascendente popularidad en un porcentaje de voto relevante. No se descarta que si Le Pen alcanzase la segunda vuelta, el resto de candidatos que no pasen el corte, pidan el voto “republicano y responsable” de sus electores para frenar al Frente Nacional, como ya ocurrió en 2002, cuando se enfrentaron Jacques Chirac y Jean- Marie Le Pen en una segunda vuelta.

Una foto del presidente Hasan Rouhani. (Atta Kenare/AFP/Getty Images)

Irán

Tipo: presidenciales

Fecha: mayo

¿Qué está en juego? El actual presidente Hasan Rouhani no cuenta, por el momento, con adversarios que puedan disputarle la reelección. En septiembre Alí Jameneí forzó una declaración pública del ex presidente Mahmoud Ahmadinejad en la que renunciaba a presentarse a un tercer mandato. En el haber de Rouhani durante su mandato está el haber alcanzado un acuerdo con las principales potencias sobre su programa nuclear, lo que ha permitido una cierta mejora económica y, sobre todo, perspectivas de que esa mejora pueda ser considerablemente mayor en un futuro. En su deber, sin embargo, está el que ese mismo acuerdo no haya conseguido levantar hasta la fecha muchas de las sanciones internacionales contra Irán. La actitud que tome respecto al país la próxima Administración estadounidense (que a día de hoy resulta imprevisible) podría condicionar en buena medida la elección. Los indicios apuntan a un endurecimiento de la actitud negociadora de Donald Trump respecto a Teherán, algo que no beneficiaría a Rouhani. En los próximos meses, el ala más conservadora del régimen, encabezada por el ayatolá Jameneí, tendrá que decidir qué candidato presenta para contender a las presidenciales.

 

El líder de la oposición Raila Odinga en una manifestación en Kisumu, Kenia. (Tony Karumba/AFP/Getty Images)

Kenia

Tipo: presidenciales y parlamentarias

Fecha: agosto

¿Qué está en juego? Ha sido un año de gran tensión política en Kenia, con numerosas protestas en las calles a raíz de la reforma electoral que regirá durante las próximas elecciones. Aunque hasta mayo no se conocerán las listas definitivas de los partidos, tras la celebración de primarias, se considera muy probable que la lucha por la presidencia se dispute entre los candidatos de las dos principales coaliciones políticas: Jubilee, de la que forma parte el partido del actual presidente Uhuru Kenyatta, y Cord, de la que es miembro el principal líder opositor Raila Odinga. Este último podría tener que disputar las primarias de su coalición con otros dos viejos conocidos de la política keniana: Kalonzo Musyoka y Moses Wetangula. Durante la actual presidencia, los ciudadanos han visto como la Corte Penal Internacional retiraba los cargos de acusaciones contra el presidente (en 2014) y posteriormente contra el vicepresidente William Ruto (en 2016). Ambos estaban acusados de haber promovido y orquestado la violencia política que se produjo tras los sufragios de 2007. Los dos casos han sido suspendidos por cambios en el relato de los testigos.

Carteles de los diferentes partidos que se presentan a las elecciones en Alemania. (Sean Gallup/Getty Images)

Alemania

Tipo: elecciones federales

Fecha: entre agosto y octubre

¿Qué está en juego? Angela Merkel ya ha sido nominada de nuevo como la candidata de su partido, la Unión Cristianodemócrata (CDU), con casi el 90% de los votos. Por parte de los socialdemócratas, su presidente –y actual vicecanciller- Sigmar Gabriel hizo pública su intención de ser el candidato de su partido si así lo estiman oportuno sus compañeros. Martin Schulz anunció hace unas semanas que dejaba la presidencia del Parlamento Europeo para regresar a la política alemana. En enero se sabrá quien de los dos es el candidato. El elefante (blanco) en la habitación de la campaña electoral no tiene tanto que ver con cuál de los grandes partidos de la colación de Gobierno se impondrá –la popularidad de Merkel ha descendido, a raíz de la entrada de refugiados y los ataques terroristas, aunque aún sigue siendo alta- sino con la ascensión de un pequeño partido que en las últimas elecciones locales y regionales ha ascendido y ha conseguido buenos resultados: Alternativa para Alemania (AfD). Con un programa en el que destaca la xenofobia. Su intención es convertirse, al menos, en la tercera fuerza política alemana.

Manifestación a favor del candidato George Weah, es futbolista que se presenta a las elecciones de Liberia. (Zoom Dosso/AFP/Getty Images)

Liberia

Tipo: presidenciales y parlamentarias

Fecha: octubre

¿Qué está en juego? Se tendrá que elegir al sucesor de la presidenta Ellen Johnson Sirleaf. A finales de noviembre, veinte partidos políticos firmaron un acuerdo de colaboración electoral para hacer frente al Partido Unidad, de la presidenta saliente, en caso de que llegase a la segunda vuelta. Se baraja el nombre del actual vicepresidente, Joseph Boakai, como candidato del actual partido gobernante. En frente, tendrá al ex futbolista y actual senador, George Weah; al ex señor de la guerra, Prince Johnson y a Benoni Urey, uno de los empresarios más ricos del país y acusado por la ONU en el año 2000 de haberse enriquecido vendiendo armas a Charles Taylor, condenado por crímenes de guerra y lesa humanidad. La guerra civil liberiana aún sigue proyectando su sombra sobre el actual panorama político liberiano: muchos de los altos cargos políticos y económicos con responsabilidades en aquel período siguen participando en la vida pública del país.

Manifestantes en contra de la ley de medios de comunicación del presidente Mauricio Macri en Buenos Aires. (Eitan Abramovich/AFP/Getty Images)

Argentina

Tipo: legislativas

Fecha: octubre

¿Qué está en juego? Se renovará un tercio del Senado y casi la mitad de la Cámara de Diputados, incluidos representantes de la provincia de Buenos Aires, clave a nivel estratégico y simbólico. La coalición Cambiemos, del presidente Mauricio Macri, consciente de la importancia de estas elecciones, ha movilizado a varios ministros para que se impliquen a fondo en la campaña. Por más que sean unas elecciones de renovación parcial de las cámaras, pocos niegan que serán también un barómetro sobre el actual Gobierno y su programa de ajustes económicos y recortes de gasto. La economía argentina no termina de coger el buen ritmo prometido por Macri. Por su parte, la ex presidenta Cristina Kirchner ha comenzado ya a hacer campaña decidida a presentar su candidatura a las legislativas, al tiempo que se enfrenta a procesos judiciales. Los partidos tendrán que someter sus candidatos a primarias. En los últimos meses, el debate político ha sido intenso respecto a la reforma de la ley electoral propuesta por la coalición de Macri. La oposición ha bloqueado la reforma en el Senado y será difícil que pueda volver a tramitarse a tiempo para las elecciones de 2017.

 

El ex presidente Sebastián Piñera durantes las elecciones municipales en Chile. Christian Miranda/AFP/Getty Images)

Chile

Tipo: presidenciales y parlamentarias

Fecha: noviembre

¿Qué está en juego? A pesar de la irrupción de nuevos partidos y de líderes políticos jóvenes, las próximas elecciones presidenciales, si no hay cambios en los meses siguientes, pueden terminar disputándose entre algunos de los viejos rostros conocidos por los chilenos. El ex presidente Sebastián Piñera sería el candidato del partido de centroderecha con más opciones, según marcan las encuestas. En los últimos comicios, su coalición Chile Vamos, resultó la fuerza ganadora en las elecciones municipales del pasado octubre. Superó sus anteriores resultados y obtuvo más alcaldías que el grupo de la presidenta Michelle Bachelet, Nueva Mayoría. En las filas de Nueva Mayoría, coalición de partidos de centroizquierda, parece que se disputarán la candidatura el también ex presidente Ricardo Lagos y el senador Alejandro Guillier, del Partido Radical y al que las encuestas sobre intención de voto sitúan muy por delante de Lagos –y a poco distancia de Piñera- y que se presenta a sí mismo como un político de “transición” entre la vieja y la nueva política. Durante los últimos meses, se han celebrado importantes manifestaciones en el país contra la reforma educativa y el sistema de pensiones (mencionado como un posible modelo en el debate público sobre la reforma de las pensiones españolas).

Miembros del partido de la oposición muestran fotografías de la presidenta acusada de corrupción. (Chung Sung-Jun/Getty Images)

Corea del Sur

Tipo: presidenciales

Fecha: diciembre

¿Qué está en juego? Decenas de miles de personas se están manifestando desde el pasado mes de octubre para pedir la dimisión de la actual presidenta Park Geun-hye, implicada en un caso de corrupción y tráfico de influencias. La Asamblea legislativa ha terminado destituyendo a Park. El Tribunal Constitucional tiene ahora hasta seis meses para decidir si la destitución parlamentaria se ha producido con todas las garantías legales. Será el actual primer ministro el que se ocupará mientras tanto de la presidencia. En caso de que el Constitucional ratifique la votación parlamentaria, Park deberá presentar su renuncia y se tendrán que convocar elecciones en un plazo de 60 días desde esa fecha. A los principales partidos políticos, sin candidatos a día de hoy, les convendría, según los analistas, que la fecha de los comicios no fuera demasiado pronto. No se descarta que el actual secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, que termina su mandato a finales de este año, se presente como candidato. Mientras el futuro político de Park se resuelve, las elecciones siguen convocadas para el próximo diciembre.

Afficher plus

Articles similaires

Laisser un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.

Bouton retour en haut de la page