CrónicasFeaturedSociedadUltimos artículos

La posverdad y las fake news

Las mentiras y los bulos los ha habido siempre, pero resulta cuanto menos preocupante su proliferación en tiempos tan difíciles, como los que nos acontecen, donde la información es crucial para salvar vidas, o por lo menos para protegerlas.

Las fake news, no es un concepto que haya surgido en 2016, con motivo de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, sino que, representan una práctica habitual en los acontecimientos políticos. Sin embargo, los procesos políticos recientes han sido clave para la evolución hacia este fenómeno, especialmente, porque su principal novedad reside en la rapidez con la que circulan las mentiras en un mundo globalizado y digital.

Hay que señalar que muchas de las desinformaciones y bulos que circulan con apariencia de noticia nunca han pretendido ser una noticia, sino el objetivo es crear un caldo de cultivo, que sirva para condicionar la opinión pública, donde calan ciertos mensajes de inseguridad, y de desconfianza en las instituciones democráticas. Hay que tener en cuenta que existen bulos y desinformaciones relacionados con otros temas que no tienen por qué ser políticos, estos pueden ser temas de ciencia o salud, aunque si es verdad que todo está interrelacionado, lo político, lo social, lo cultural, lo sanitario etc. No somos tan ajenos a este fenómeno como pensamos, partiendo de la base que una fake news, no tiene apariencia de la noticia en su formato tradicional, sino que va adquiriendo formatos innovadores como mensajes, memes, tuits, entre otros

La ciudadanía tiene que entender que la información con la que se encuentran en las redes sociales puede estar contaminada, y sin darse cuenta contribuye a su divulgación, causando un daño difícil de reparar. En la actualidad es relativamente fácil divulgar, llegar a las masas, utilizando las TIC (tecnologías de información y comunicación), pero:

¿realmente somos conscientes del alcance de nuestras acciones, cuando reenviamos un mensaje, un artículo, unos datos…etc. sin ni siquiera leerlos, y no digo contrastar.?

¿se puede considerar YouTube, WhatsApp, Twitter…fuentes de información o medios de comunicación?

¿No es, temerario dejar que la ciudadanía se culturice, a través de estos medios, que buscan el impacto emocional, cómo reclamo?

Es obvio que resulta imprescindible que los periodistas y los profesionales vuelvan a conquistar el protagonismo y su papel esencial en la búsqueda y transmisión de la noticia, igual de obvio es, reconocer que no es tarea fácil, pero no es imposible. Es nuestra responsabilidad como ciudadanía, como sujetos activos, ser parte proactiva en estos momentos, donde la información equivale a vidas. Con la pandemia del coronavirus, son numerosas las noticias e informaciones que nos llegan en nuestro día a día a través de diferentes canales, pero hay que tener en cuenta que es muy importante verificar que estas informaciones son ciertas y que no se trate de bulos. Y es que, prácticamente cada día recibimos audios, videos, mensajes de presuntos: médicos epidemiólogos. En definitiva, estamos promoviendo una sociedad, donde todos/as somos expertos/as, de diversa índole, hablando sobre el virus, el contagio y la propagación, diluyendo el rol de la ciencia y los profesionales. La gestión de la pandemia por parte de Marruecos, está siendo elogiada por los diferentes organismos internacionales, a su cabeza las OMS, ha sido y está siendo una gestión proactiva, basada sobre medidas anticipatorias. Nadie podrá negar que las autoridades sanitarias en consonancia con el resto del ejecutivo están desarrollando una comunicación fluida y transparente, facilitando canales para la consulta de información de forma fácil y veraz, al alcance de todo/as, y es nuestra responsabilidad respaldar este esfuerzo, con un uso responsable y ético de la información que procesamos.

Adil Atabi.

Politólogo

 

. Bibliografía

-Amorós, M. (2018). “Fake News, la verdad de las noticias falsas”. Barcelona:    Plataforma.

-Applebaum, Anne (2018) “Los secretos de la estrategia de Vox”, en línea en             https://elpais.com/elpais/2019/05/10/ideas/1557485729_129647.html.

-Barrero, T. (2017, 30 de enero) “La posverdad y los hechos alternativos: una                  realidad de mentiras”, en línea     http://www.razonpublica.com/index.php/internacional-temas  32/10001-la-posverdad-            y-los  hechos-alternativos-una-realidad-de-mentiras.html.

 

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page