CrónicasFeaturedLas Cosas lo que son

La sanidad como derecho fundamental Por Dr. Mohamed Bouissef Rekab

Reflexiones

 

Dr. Mohamed Bouissef Rekab
Profesor/Analista

La asistencia sanitaria a través del mundo se refiere al ofrecimiento de los cuidados sanitarios de parte de los responsables políticos de un país, para que todos los habitantes de una región puedan medicarse de manera normal y eficaz. Es la demanda oficial de las personas al derecho a disfrutar de una salud vigorosa y que le permita sentirse feliz en la comunidad en la que vive.

Es por lo que a nivel universal la sanidad se considera como un derecho totalmente reconocido y se defiende como elemento principal al que tiene acceso todo el mundo.

Marruecos es defensor de estos principios. Todos los marroquíes (y los habitantes extranjeros en el país) tienen derecho a recibir atenciones médicas gratuitamente –salvo los que prefieran elegir clínicas privadas, que también las hay en todo el país-.

Es importante indicar que en nuestras provincias del Sahara marroquí hay varios hospitales regionales: dos civiles y uno militar (que se ocupan de todos los que a ellos se acercan sin distinción de si es civil o militar). Los servicios especializados que se ofrecen abarcan toda la gama de la Medicina. Los equipamientos de estos centros son lo suficientemente buenos para luchar contra las enfermedades que se presenten.

En el momento en que Marruecos recupera el Sahara (1975), en esa región la sanidad brillaba por la ausencia de medios casi total. Nuestra Nación se enfrentaba a un enorme desafío: vencer esta deficiencia y ofrecer a los habitantes de esas regiones lo que se ofrece en general en todo el país. Por ello, se comienza la tarea con importantes esfuerzos para mejorar el nivel de salud de esas personas con el objetivo de superar el déficit sanitario y ponerse a la misma altura del resto de Marruecos: se crean numerosos centros hospitalarios y una gran e importante infraestructura sanitaria en toda la geografía del Sahara marroquí. Este sistema ha conocido un optimista desarrollo a lo largo de estos últimos años.

Se está proyectando la construcción de nuevos hospitales y centros sanitarios tanto en las ciudades como en las zonas rurales. Mientras tanto  para que la gente pueda recibir los cuidados sanitarios necesarios y no esperar hasta que estén listos los centros médicos, el Estado ha enviado servicios médicos móviles a la región, sobre todo para erradicar enfermedades infantiles o que tengan relación con la mujer sin olvidar que todas las patologías existentes se pueden tratar perfectamente en Marruecos –y por ende en nuestro Sahara marroquí-. Los mejores centros están en Rabat y Casablanca, pero no por eso dejamos de hallar especialistas de todas las enfermedades en el resto del país.

El  progreso sanitario marroquí permite actualmente pensar en un nuevo modelo de desarrollo: la cobertura sanitaria universal –que tendrá lugar en todo el territorio nacional-. El objetivo es acelerar este nuevo patrón sanitario y aliviar las debilidades y lagunas que pueda haber  en el sistema actual. Los responsables del sector, bajo las directivas de SM el Rey Mohamed VI, desean mejorar el acceso a los cuidados médicos y aumentar el nivel de protección de todos los necesitados de estas atenciones sanitarias; así se podrá articular esta nueva perspectiva en torno a la globalidad higiénica que se desea para nuestra Nación aumentando los efectivos médicos y optimizando su repartición a nivel nacional.

Frente a todo este esfuerzo marroquí para ofrecer una vida mejor a los habitantes del país, tenemos un panorama totalmente contrario: está en las barracas de la vergüenza, en las chozas que los tutores les han ofrecido a esos saharauis engañados, para malvivir.

Las puertas están abiertas para todo aquel que lo desee. La Nación es patria de todos y siempre aceptará a los nuevos que lleguen.

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page