Cronica desde TindufCrónicasFeatured

Ladridos de “congresos”: Radículas amenazas de ridícula milicia

Los que no muerden

 

 

 

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de argelinos de Tinduf y víctima de laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… La situación de la población de estos campamentos es real y potencialmente inquietante. Atada a la vida, la gente se pregunta con qué derecho fue sometida a tantas humillaciones y a tantos atentados contra su dignidad saharaui. Cunde la desconfianza y la parquedad. Desaparecen trágicamente la solidaridad, la fraternidad y el amor al prójimo. La gente no busca más que sobrevivir para el día siguiente con la eterna pregunta de que si alguna ayuda humanitaria internacional u otra limosna pueda llegar.

 

Durante las tres o cuatro semanas que precedieron el “congreso” argelino de la banda del Polisario, se ha buscado infructuosa y desesperadamente algún “éxito” militar y a falta de loa cual se puso a imaginarlo.

La junta militar argelina sabe pertinentemente que su milicia es incapaz de hacer la más mínima acción militar contra Marruecos. “Los que lo intentaron no sobrevivieron para contarlo”, lo comenta D. KS uno de los participantes en la mascarada del “congreso” antes de rematar: “Todos saben que ‘esto” se ha cerrado a cal y canto, pero todos quieren seguir mamando de la vaca lechera”.

La seguridad argelina en Tinduf persigue a los que se quejan que después de las fanfarronadas y de fotografías para el consumo local dentro de poco “se volverá “a la hambruna y a la mendicidad”.

Por ello las amenazas del Polisario contra Marruecos provocan risa e ironía hasta entre los que las han proferido. Todo el mundo sabe que los perros que ladran mucho no muerden.

Signos de agonía: La milicia del Polisario vive sus últimos suspiros.

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page