CrónicasFeaturedIntegridad territorial

Las autoridades marroquíes condenan enérgicamente el desesperado intento de Human Rights Watch de socavar los éxitos que Marruecos ha logrado en el fortalecimiento de su integridad territorial

Condena

 

Las autoridades marroquíes condenaron enérgicamente el intento desesperado de Human Rights Watch de socavar todos los éxitos que Marruecos ha logrado sobre el terreno y diplomáticamente para fortalecer su integridad territorial, y su explotación abierta del expediente de derechos humanos para transmitir sus posiciones políticas sobre el Sahara marroquí y fabricar acusaciones falsas contra las autoridades públicas.

La delegación ministerial encargada de los derechos humanos dijo, en un comunicado, que las autoridades marroquíes se enteraron de la emisión de una comunicación a la organización el 18 de diciembre de 2020 adoptando y promoviendo un discurso político hostil a la integridad territorial del Reino de Marruecos y los hechos positivos que ha presenciado recientemente, que es una comunicación en la que esta organización recurre, como es habitual, a denuncias maliciosas. No se basa en hechos reales en un intento por conferir un carácter de derechos humanos a su discurso, golpeando contra la pared la metodología universalmente aceptada sobre los controles de imparcialidad y objetividad que regulan el trabajo de las organizaciones internacionales no gubernamentales que trabajan en el campo de los derechos humanos.

Al respecto, el delegado agregó que las autoridades marroquíes rechazan rotundamente la adopción por Human Rights Watch de la tesis de las partes antimarroquíes sobre una intervención pacífica y legítima para reabrir la carretera que une Marruecos y Mauritania en la región de “Guergarat”, lo que se produjo después de agotar todos los esfuerzos, incluidos los reiterados llamamientos del Secretario General, de las resoluciones de Naciones Unidas y del Consejo de Seguridad sobre la necesidad de no obstaculizar la libertad de circulación de personas y mercancías por este corredor.

El comunicado de la delegación indica que aquella intervención pacífica y equilibrada para reabrir esta vía vital que une los continentes europeo y africano durante siglos ha ganado el apoyo absoluto de la comunidad internacional.

La delegación dejó constancia de que lo que confirma el carácter político de la comunicación de la organización es su injerencia en las relaciones bilaterales entre los Estados y sus decisiones soberanas, destacando que el reconocimiento por parte de los Estados Unidos de América del Sahara marroquí constituye una extensión de su continuo apoyo a la iniciativa marroquí de autonomía desde su presentación en 2007 ante Naciones Unidas, pues desde entonces el Consejo de Seguridad la ha considerado una propuesta seria y creíble.

Así, agrega la comisión, la metodología sesgada adoptada por Human Rights Watch, que las autoridades marroquíes han rechazado sistemáticamente, hizo que presentara hechos que no son ciertos, “donde hubiera sido mejor que esta organización denunciara al menos la explotación de niños con fines políticos por círculos separatistas en lugar de acusar a las autoridades marroquíes. « Aquellos que han intervenido en la implementación de la ley para protegerlos de esta explotación, ignorando la campaña para reclutar niños en los campamentos de Tinduf y explotarlos en propaganda de guerra e incitación al odio, y su uso incorrecto de las medidas cautelares adoptadas por las autoridades marroquíes para combatir el brote de la epidemia con el fin de proteger el derecho a la vida y el derecho a la salud ».

La declaración de la misión concluyó que el llamado de Human Rights Watch a empoderar a la MINURSO para monitorear la situación de los derechos humanos en las provincias del sur del Reino bajo el pretexto de que el resto de las misiones de paz en el mundo están llevando a cabo esta misión nada más que promover falacias, ya que la vigilancia de los derechos humanos solo está encomendada a las 7 misiones de paz entre ellas 14 en países o regiones en conflicto, se definen los delitos que están dentro del alcance del derecho internacional humanitario más que del derecho internacional de los derechos humanos.

Al respecto, la delegación mencionó al organismo que la vigilancia de los derechos humanos en las regiones del sur está encomendada al Consejo Nacional de Derechos Humanos como institución constitucional independiente que se elogió el papel de sus comités regionales en el Sahara marroquí en las sucesivas resoluciones del Consejo de Seguridad, la última de las cuales fue la última resolución 2548, adoptada a fines de octubre de 2020.

Afficher plus

Articles similaires

98 Comentario

Laisser un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.

Bouton retour en haut de la page