CrónicasFeaturedTú, por ejemplo

Las relaciones Marruecos / América Latina en 2021, evolución y perspectivas *Dr. Mohamed Badine El Yattioui

Anàlisis

Dr. Mohamed Badine El Yattioui
Profesor de Asuntos Internacionales y de Estrategia en la Universidad Americana en los Emiratos (AUE), Dubai

Las relaciones entre Marruecos y América Latina siempre han sido complejas, según el país y las personas en el poder en los países de esta región. El año 2021 fue un buen ejemplo.

La Vicepresidenta y Ministra de Relaciones Exteriores de Colombia, Marta Lucía Ramírez, informó las instrucciones dadas a la nueva embajadora de su país en Rabat, de extender la jurisdicción consular de la Embajada de Colombia al Reino de Marruecos en todo el territorio marroquí, incluidas las Provincias del Sur. Colombia tiene la tercera economía más grande de América del Sur. Para apoyar esta dinámica diplomática es necesaria una mayor cooperación cultural, académica y económica, para un mejor conocimiento de este país.

La política exterior eficaz y proactiva permitió ganar nuevas adhesiones a la causa nacional y el apoyo de la comunidad internacional al enfoque pragmático y constructivo defendido por Marruecos. Esta realidad impone una política inteligente de acercamiento con los países que conforman esta región en perpetua mutación. Además, al final de las conversaciones mantenidas el 28 de octubre en Rabat, Nasser Bourita y Marta Lucía Ramírez firmaron un acuerdo de eliminación de visas entre los dos países. Colombia tendrá elecciones en 2022. Si el candidato de izquierda Gustavo Petro llega a la presidencia es un riesgo que cuestione los avances recientes.

A pesar de esta relación bilateral positiva, existen relaciones más complejas dentro de esta región. Unas semanas antes, el 8 de septiembre, Perú restableció relaciones “diplomáticas” con la “RASD”. Perú reconoció al grupo separatista en 1984 durante la presidencia de Fernando Belaúnde, pero en 1996 Alberto Fujimori dejó de hacerlo. Ante esta decisión del nuevo presidente de izquierda Pedro Castillo, Marruecos debería reducir su nivel de cooperación, sin cerrar la embajada. Nótese que el Congreso peruano exigió explicaciones a Oscar Maúrtua. El canciller ha sido responsabilizado por « generar inestabilidad geopolítica », según el principal partido de oposición, Fuerza Popular, que preside la comisión de asuntos exteriores del Congreso.

En Chile, Gabriel Boric obtuvo el 56% de los votos, superando a José Antonio Kast. El ex líder estudiantil supo unir fuerzas de izquierda y centro izquierda y convencer a los abstemios. A los 35 años, se convirtió en el presidente electo más joven de Chile. José Antonio Kast ganó la primera ronda de la carrera presidencial el mes pasado. En octubre, la embajada de Chile en Rabat dijo: « creemos que, para aprovechar el potencial de crecimiento de nuestro comercio, es necesario avanzar con la firma de un Tratado de Libre Comercio ». Las relaciones entre Marruecos y Chile siempre han sido muy buenas. En la misma nota de prensa, la embajada precisó que “Chile estima que Marruecos representa no solo un importante mercado de más de 36 millones de personas sino también la puerta de entrada de los productos chilenos al continente africano”. Chile apoya la propuesta de autonomía presentada por Marruecos para las provincias del sur, dijo en 2020 el presidente de la Cámara de Diputados de Chile, Iván Flores. ¿Cambiará esto con el nuevo presidente de izquierda?

 *Dr. Mohamed Badine El Yattioui

Profesor de Asuntos Internacionales y de Estrategia en la Universidad Americana en los Emiratos (AUE), Dubai

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page