Antes de olvidarFeatured

Libia: La ruleta rusa

Los verdaderos instigadores

En Libia se escrutan las eventualidades y se barajan los sobresaltos. Ni unas ni otros tienen la mínima posibilidad de imponerse, porque la solución no es, no puede ser militar sino política, aunque algunos, echando aceite sobre el fuego se imaginan el milagro. El Yemen, Siria etc. son los botones de muestra. Por lo demás, de seguir esta guerra 100% occidental con algunos satélites regionales, muchos otros factores y actores van a intervenir en las próximas semanas.

 Y el peor de estos botones es la conversación telefónica de Trump con el mariscal Haftar lo que ilustra el carácter inmoral y vergonzoso del impulsado conflicto. Donde está Trump está la violación del derecho internacional y la renegación de los acuerdos suscritos o contemplados.

El auto promocionado mariscal Haftar actúa, desde su regreso a Libia procedente de Miami a donde llevó el presidente Ronald Reagan desde Chad, por procuración. Miles de millones de dólares o de euros y un pre-contrato de venta de todo el país.

De nuevo la cantinela del terrorismo sin hablar de políticas terroristas.

Total: Libia, Sudan, Argelia, Siria y el Yemen son los primeros brotes de la emergencia de una nueva conciencia árabe en la que Haftar y todos los haftares no caben.

O sea: que, desde ahora, se asoman los indicios de que los promotores de las guerras en los países árabes nunca lo lamentarán lo suficiente.

La historia no los absolverá…

 

 

 

Show More

Related Articles

Close
Close