CrónicasFeaturedTú, por ejemplo

Lo que supone para Marruecos la enseñanza a distancia Por: Sara Kassir

Ideas

 

Antes del mes de marzo, Marruecos no se planteaba ir tan rápidamente o correr contra el reloj para implementar medidas tan urgentes a favor de la enseñanza a distancia. Sin embargo, el giro que le dio la pandemia a nuestras vidas y, sin lugar a dudas, a las medidas tomadas por nuestro gobierno para optar por el camino tecnológico que tanto teníamos desdeñado, es prácticamente impresionante.

Es bien sabido que para Marruecos, la enseñanza a distancia nunca ha sido un camino de rosas ni una mera opción entre muchas otras, es el resultado de muchos estudios y análisis hechos por expertos en la metería, cuyo objetivo es sacar mayor provecho de la tecnología y evitar que los alumnos y estudiantes marroquíes pierdan el hilo durante el año escolar/universitario y fracasen en sus estudios pero sobre todo, experimentar una nueva alternativa de estudios y un complemento útil para los futuros alumnos, ya que la escuela tradicional no puede, por sí sola, inculcarle al alumno todo lo que necesita, hoy en día.

De hecho, tras suspender las clases presenciales debido a la expansión del Covid-19 en nuestro país, el gobierno ordenó que cada escuela pusiera a disposición de sus alumnos una plataforma en línea para asegurarles un seguimiento en los estudios, una interacción en los cursos y hasta una evaluación al final del curso. Para ello, los profesores se vieron obligados a preparar y presentar sus clases, haciendo uso de las tendencias tecnológicas más en boga y por si fuera poco, a acceder a mundos más extraños y desconocidos para muchos.

Este intento, que no mató a nadie por cierto, se convirtió en un empujón de primera para el gobierno marroquí y el ministerio de tutela e hizo que este último procediera a la estructuración de la enseñanza a distancia, con el fin de evitar todo tipo de fallos, susceptibles de impactar al alumno o estudiante. Para ello, las Academias Regionales de la Educación y la Formación del Reino empezarán pronto a preparar cursos para la próxima entrada, sin descartar la posibilidad de un año ‘normal’, sin pandemia, contando con las clases presenciales de siempre.

Un paso loable que augura un futuro tecnológico prospero e intenso, siempre y cuando se generalice el acceso a los cursos dispuestos en la web entre todos los componentes de la sociedad marroquí y se esclarezca el papel de las nuevas tecnologías en el desarrollo de nuestro país en todos los planes, inclusive la enseñanza.

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page
Fermer
Fermer