CrónicasFeaturedMarruecos, Aquí, Ahora

Marruecos/consumo Clase media: ¿la edad de “oro”?

Metamorfosis social

Hasta hace poco, los restaurantes eran, en Marruecos, dominio exclusivo de una reducida élite (financiera).

Tiempos remotos… la proliferación de restaurantes y la emergencia de los “Morocco o Tánger mall” así como los incontables espacios es de carne asada en los arrabales de las ciudades marroquíes ilustran una prosperidad o, cuando menos, una mejor organización familiar en cuanto a economías y estrategias de repartición de sueldos y salarios.

Familias enteras se desplazan cuando tienen medios hacia donde pasan los fines de semana y muy a menudo a restaurantes especializados en Harira (sopa marroquí) con la que cenan junto a un huevo duro, un poco de Chubakia y unos dátiles, que en la más lujosa de las escenas no sobrepasa los 25 Dh.

Evidentemente hay otras maneras para las clases menos favorecidas: las excursiones en los bosques del país, desde hace años, bien ordenados y bien equipados Conjugar lo útil y lo necesario: deportes, oxigenación y excursión.

En síntesis, los marroquíes estamos descubriendo que para mejorar la calidad de nuestras vidas no es indispensable ser millonario.

 

 

 

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page