Marruecos/Cuba Por una sana reciprocidad

0
Letrado Saad Sahli del Colegio de abogados de Rabat

La nueva dinámica diplomática real con una histórica visita del rey Mohamed VI a Cuba en abril del 2017 que culminó con la reanudación de las relaciones entre nuestro país y la isla caribeña, poniendo fin a 37 años de ruptura entre ambos; había sido saludada por todos los marroquíes, especialmente los hispanófonos y los hispanistas.

Ayer el jefe de nuestra diplomacia, Nasser Bourita recibió en la sede de su departamento al embajador cubano Elio Eduardo Rodríguez Perdomo quien le entregó una copia de sus credenciales, como Embajador plenipotenciario y extraordinario de su país en Marruecos con residencia en París.
¿Residencia en Paris? Servidor siente una irresistible tentación de preguntarse si es por la precariedad económica cubana o por inadvertencia.
Lo cierto es que, creo yo, de continuar esta situación lo ideal seria que nuestro embajador en Cuba sea con residencia en la república Dominicana o que se incorpore esta misión diplomática a los embajadores en Chile, Perú o la Argentina.
Principio de reciprocidad y nivel de representación en el que figura destacadamente el lugar de residencia del embajador.
No obstante, Marruecos es así: pasa la esponja y abre nuevas páginas hasta con países, como Cuba que nos ha hecho un daño tan gratuito como injustificado.
Pero así lo exigen los imperativos de la política exterior y asi estaremos al loro del comportamiento de este embajador con residencia en paros o en Cochabamba y su país