Antes de olvidarCrónicasFeatured

Marruecos/Palestina: Puntualización necesaria

Pescar en aguas turbias

Said Jedidi es periodista y escritor, embajador de paz del Circulo Universal de los embajadores de la paz (Francia-Suiza)

 Con motivo de la visita del Secretario de Estado Mike Pompeo a Marruecos, a muchos se les ha soltado (estirado) la lengua mientras que a otros se les ocurrió que era ocasión para fantasmear “excelentes relaciones con Israel” y normalizaciones que no existen más que en sus perturbadas imaginaciones.

Las cosas claras: Absolutamente todas las administraciones americanas y la de Trump no es ni puede o debe ser una excepción, saben pertinentemente que, para Marruecos, su rey, gobierno y pueblo, Palestina no es objeto de regateos geopolíticos ni de intereses por más estratégicos que fuesen. Fue y es inoxidable una posición de principio, una constante de nuestra política exterior inapta a ninguna “concesión” de ninguna orden o imperativo peregrino.

El hombre està en Marruecos por dos vertientes de refuerzo de la cooperacion bilateral: seguridad y economia. Y… punto. No hay absolutamente  inguna posi ilidad de otra interpretacion, salbo en las imaginaciones perturbadas.

A finales de noviembre, el rey Mohamed VI había calificado en un mensaje dirigido al presidente del comité ad-hoc. de las Naciones Unidas la violación del derecho internacional al intentar dar un carácter legitimo la lo ocupación y la usurpación israelí de territorios palestinos de « prácticas contrarias a las resoluciones de la legitimidad internacional » y llamado a « poner fin a la política de colonización en los territorios palestinos ocupados ».

También reiteró el soberano su apoyo a una solución de dos Estados con Jerusalén Oriental « como la capital » del estado al que aspiran los palestinos.

Por lo tanto, no hay, no puede haber ningún sobresalto en esta posición ni convulsión en lo que, los palestinos saben y consideran más que cualquier detractor de turo.

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page