FeaturedLas cosas lo que son

Marruecos y su imagen Por una nueva estrategia de comunicación

Nosotros y la RSF

 

 Ayer Comunicación denunciaba “enérgicamente” el desprecio de RSF por los criterios de objetividad y transparencia en sus informes sobre Marruecos y, servidor, siendo hombre de leyes (o de moral) se pregunta si valía la pena.

 Ni era la primera vez que un informe de RSF se elabora a ciegas o sumiso a criterios políticos o geopolíticos ni, a todas luces, va a ser la última en sentir esta fuerte tentación de catalogar a países, sus usos, sus costumbres y sus principios éticos, como si fueran latas de sardinas.

Uno de los colaboradores de este tiempo de reflexión, el chileno Dr. Mario Concha, una autoridad en la defensa de derechos humanos, nos ha contado hace poco, en una de sus excelentes crónicas las metodologías de estas organizaciones y sobre todo por qué él abandonó una de ellas.

De tal modo que, sabemos cómo funcionan, por qué funcionan y a que orden mundial pertenecen.

La prensa marroquí no se mide con la sueca o la danesa, pero tampoco se deja comparar con muchas otras que no vale la pena citar.  No obstante, es innegable, aunque a RSF no le parece interesar ni es su finalidad, es una de las más agresivas, probablemente, a menudo, de manera exagerada y desproporcionada con los poderes públicos y sus actores.

Libertad de prensa o de expresión es muy relativa.  Hay países que se atacan y países intocables por ser los mentores ocultos de estas organizaciones.

Por ello, o quizás a falta de ello es imperativo que los responsables del sector vayan pensando en una nueva imagen de comunicación creíble y convincente.

Nada es más fácil cuando hay voluntad política.

 

 

Show More

Related Articles

Close
Close