CrónicasEn voz altaFeatured

 Mundial 2022: Los favoritos también caen

Said Jedidi es periodista y escritor, embajador de la paz por el Circulo Universal de Embajadores de la Paz y presidente nacional (Marruecos) de la Asociacipn mundial de escritores en español

Todos los que seguían hace unos instantes el Brasil-Croacia para una plaza en las semifinales, acabaron por creer “erróneamente” que Brasil lo tenía al alcance de su mano al abrir el marcador en la prórroga de Neymar, los brasileños vieron empatar a Croacia gracias a Petkovic (1-1), antes de que los croatas los eliminaran en los penaltis (4-2).

¿Sorpresa? Probablemente, aunque el futbol de alta calidad es así. Los pronósticos son un riesgo y el exceso de confianza un suicidio.

Concretamente en este Mundial de Qatar, nadie sabe quién es el grande y quién es el pequeño.

Las fisionomías de muchos partidos no reflejan los resultados. En el futbol mundial no hay estrellas, hay eficacia y es, justamente el gran mérito del entrenador de los leones del Atlas que lo ha descubierto mucho ante que otros.

Se puede perder con Messi ante Arabia saudita o con Neymar ante Croacia o con… Sergio ante Marruecos. Esta misma tendencia se ha confirmado hace unos instantes en el partido de Brasil frente a Croacia.

Indudablemente, la calidad de los jugadores pesa mucho. Pero pesa más la del entrenador, su estrategia en función del adversario y su perspicacia en el momento de elaborar la táctica de juego con el adversario de turno.

En síntesis: ¡prohibido pronosticar!

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page