CrónicasFeaturedTú, por ejemplo

Nuestros lectores opinan Dedo en la llaga Ahmed El Uedguiri (Tánger- Marruecos)

Los que saben lo que dicen

 

Llamo muy particularmente mi atención la breve, pero pertinente crónica de hoy en infomarruecos.ma de la señora Jihane Jedidi.

Efectivamente es lo que necesita Marruecos: cohesión social, solidaridad militante y profunda conciencia y concienciación.

Contra la Covid-19 no hay ni medicamento ni vacuna y probablemente, a juzgar mor el curso de las cosas nunca lo habrá. El único remedio, como dice la señora Jedidi, es pensar en el prójimo, aunar los esfuerzos, mantener la esperanza, contar con la ayuda de Dios y respetar de manera estricta todas y cada una de las medidas de seguridad sanitaria.

Mi amigo Chukri Bakri tiene razón cuando habla en su crónica en su página de Facebook de que el incumplimiento de estas medidas higiénicas es una forma de desobediencia civil que, esto lo digo yo, debe ser sancionado con el mayor rigor posible.

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page