CrónicasFeaturedMi peluquero y yo

Política y psicología popular Mi peluquero y yo Derechos Humanos prêt à porter Acusaciones por procuración

Unos pagan, otros ejecutan

Mi peluquero no entiende como, casi una semana después, con investigaciones y consejos de defensa, aun no se ha podido llegar a una conclusión en el asunto de Pegasus.

  • Los instigadores parecen querer, como decimos nosotros, “enfriar la partida”

  • Ninguna impostura dura tanto

  • Además, el recurso judicial marroquí ha contrarrestado los ímpetus

  • Marruecos lo debía hacer la primera vez. Esta gente confunde entre el respeto y el miedo

  • Ellos mismos temen, pero no se avergüenzan

  • Como todos los impostores

  • Yo creo que Marruecos no debe contar más que con los marroquíes

  • ¿Por qué?

  • Porque los hay, tan amigos y aliados que no dejarían escapar esta ocasión para sacar algún jugo a la cuestión

  • Ya sabes aquello de que Ayúdame Dios contra mis amigos que de mis enemigos me encargo yo

  • Efectivamente, aunque hoy por hoy son tan iguales que se confunden los amigos con los enemigos

  • Lo cortés no quita lo prudente

  • No perdonan a quien trata de salir de sus redes

  • Menos aun si lo hace con éxito

  • Unos pagan, otros ejecutan. Los pretextos nunca les faltan

  • Eso…

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page