FeaturedMi peluquero y yo

Política y psicología popular Mi Peluquero y yo  “Escándalos” que atraen, “escándalos” que seducen

Entre escandalo y escandalo

 A mi peluquero le sorprende el número de “escándalos” de Rabah que acaban en agua de borraja. “Lo curioso es que no reacciona”.

  • Es un problema de comunicación

  • Ninguno de estos ministros da la debida importancia a la comunicación

  • Pero ¿Por qué no explican a los que los han elegido?

  • Un papel oficial en la tienda de un vendedor de pipas y garbanzos

  • No basta por tener razón

  • En efecto, se debe evidenciar y no es difícil

  • No lo hacen y mañana o pasado habrá otro “escándalo”

  • La verdad es que el gusto de cierta prensa al sensacionalismo es, absolutamente alucinante

  • ¡Allá ella! Pero debe recordar que tiene otra misión

  • La principal

  • Revelan “escándalos” ¿Y qué?

  • Es que no tienen ninguna credibilidad ni el Estado ni los marroquíes los creen

  • ¿Chantajistas?

  • De cierta forma

  • Pero nosotros, los ciudadanos e a pie nos quedamos en la obscuridad

  • Así fuimos y estuvimos siempre

  • ¿Hasta cuándo?

  • Hasta que haya, en este país, ministros de verdad y prensa de verdad

  • Eso…

 

 

 

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page