Mi peluquero y yo

Política y psicología popular Mi peluquero y yo Gobierno: Entre el hecho y el dicho

 

Mi peluquero jura que no ve por ni ninguna parte las “reformas estructurales” que el jefe del gobierno evoca “a diestro y siniestro”.

  • Trato de averiguar si alguna mejora o por lo menos un freno al empeoramiento y retroceso, y la verdad es que no las encuentro
  • Creo que se debe ser indulgente que es aún prematuro
  • Es que nos pasamos la vida en este país esperando una mayor madurez de los sucesivos gobiernos, luego se va uno y viene otro y lo mismo
  • ¿Y qué quieres que hagan?
  • Que cesen de anunciar vagas y abstractas realizaciones y que nos digan con lengua fácil y accesible lo que han hecho o lo que vayan a dejar de hacer
  • La generalidad es el arte de recompensar la inutilidad y la ineficacia
  • Pues aquí todo es general, todo es “reforma estructural” sin referirse a lo que es y a lo que pueda conducir
  • Pero creo que con este gobierno es un poco exagerado
  • ¿Poco? Yo creo que mucho
  • El país no está ni mejor ni peor cuando el nuevo gobierno nos prometió otra cosa
  • Lo que se ha realizado en este país y en este lapso de tiempo es obra de departamentos que no forman parte de la arquitectura gubernamental
  • Y siguen sin comentar la flexibilidad del dírham
  • Su silencio ilustra su disconformidad y su rechazo ni confesado ni confesable
  • Te digo una cosa: ya quedan muy pocos los que aun se interesan por la labor del gobierno
  • Saben lo que es y de lo que es capaz
  • Pues… no de mucho, amigo. El centro de decisión está en otra parte.
Show More

Related Articles

Close
Close