CrónicasFeaturedMi peluquero y yo

Política y psicología popular Mi peluquero y yo Integridad territorial/Redes sociales: El país de todos

El papel de los ciudadanos

 

Mi peluquero recuerda con sonrisa y entusisamo aquello de que nuestra riqueza ni es petróleo ni gas, sino un pueblo.

  • Impresionante la contribución de los marroquíes, todas clases sociales y profesionales cofundadas, a los esfuerzos de restablecer la verdad del episodio de Gueguerat

  • Efectivamente se han olvidado de sus divergencias y sus controversias con el gobierno y se pusieron, como un solo hombre, a defender a su país

  • Te lo dije siempre: Marruecos es antes y después de todo un maravilloso pueblo

  • Lo que atrae más mi atención es que, contrariamente, a los del Polisario, los marroquíes no insultan, o descalifican y no caen en delitos nacionales o sociales

  • Se defienden y ejercen el derecho más sagrado de la vida: rechazar la agresión

  • Con su noble actitud han merecido/merecen la admiración general

  • Porque hacen uso de la razón y de la palabra justa

  • Como todos los que tienen razón

  • Les ayuda el derecho internacional y la legalidad

  • De tal modo que han contrarrestado el ejército de mercenarios cibernéticos argelino-polisaristas

  • La verdad prevalece y nada prevalece sobre ella

  • Eso…

Afficher plus

Articles similaires

Laisser un commentaire

Votre adresse de messagerie ne sera pas publiée. Les champs obligatoires sont indiqués avec *

Bouton retour en haut de la page